Guía con 50 consejos prácticos para viajar a Venecia

Se le atribuye al gran Truman Capote una de las mejores frases sobre Venecia que se recuerdan. Dijo el escritor estadounidense que Venecia es como comerse una caja entera de bombones de licor de una sola vez”. Quizás porque permanezcan amarradas sobre la laguna veneciana demasiadas maravillas juntas, tantas que a algunos empalaga mientras que otros se contagian de manera instantánea del síndrome de Stendhal o, lo que es lo mismo, un inenarrable goce estético que produce incluso vértigos. De cualquier modo esta ciudad representa algo así como un canto a la vida perecedera, una belleza con arrugas que aferra a su glorioso pasado como a un clavo ardiendo en el presente. Y da igual las veces que llegues hasta ella que siempre te deja con ganas de más. Por eso tras regresar de un viaje a Venecia en busca de un amor inexplicable, me gustaría poner a vuestra disposición en este blog un escrito con múltiple información práctica que pueda resultarle útil a todo el que estén interesado en conocerla por primera vez o en volver de nuevo, como fue mi caso. A través de múltiples anotaciones realizadas durante esta experiencia nace aquí una lista documentada que agrupa nada menos que 50 consejos prácticos para viajar a Venecia que sirvan para ayudar a planificar una ruta lo más completa posible por la ciudad de los canales.

Postal de Venecia con la isla San Giorgio Maggiore al fondo

g¿Cuál es la mejor época para viajar a Venecia sin multitudes? ¿Cómo moverse por la ciudad? ¿Cuales son los mejores lugares que ver en Venecia? ¿Compensa adquirir alguna city pass para las visitas? ¿Cómo llegar a la ciudad desde el aeropuerto? ¿Cuánto cuesta montar en góndola? ¿Qué islas de la laguna veneciana merecen más la pena? Son muchos temas que debemos tener en cuenta a la hora de preparar un viaje a una ciudad que por muy trillada que esté nunca ha dejado de sorprender. Para ello os recomiendo que no os perdáis esta serie de consejos prácticos aplicables en un viaje a Venecia

DOCUMENTACIÓN NECESARIA PARA VIAJAR A VENECIA

Passport control

1.  Para viajar a Venecia desde España o cualquier país de la Unión Europea no es necesario obtener visado alguno sino tan sólo llevar el Documento Nacional de Identidad o un pasaporte válido. Afortunadamente en Europa, y espero que sea por mucho tiempo, las fronteras están abiertas para los ciudadanos del territorio.

Para otras nacionalidades conviene consultar la web oficial del Ministerio de Asuntos Exteriores italiano (en inglés, francés e italiano) www.esteri.it/mae. Cuenta con información actualizada y trámites necesarios a realizar en caso de que se necesite visado por parte de ciudadanos que no residan en la UE.

2. La Embajada española e Italia se encuentra en Roma (Palacio Borghese, Largo della Fontanella di Borghese, nº 19 – 00186 Roma, Teléfono: (+39) 06 684 04 01/2/3/4). En cuanto a Consulado General, el que compete al Véneto, donde se encuentra exactamente Venecia, es el de Milán.

INFORMACIÓN DE CONTACTO CON EL CONSULADO GENERAL DE ESPAÑA EN MILÁN

+ Cónsul General: D. Antonio Cosano Pérez
+ Dirección: Via Fatebenefratelli, 26 (20121 MI)
+ Teléfono: (+39) 02 6328831  ; Móvil para emergencias consulares: (+39) 335265959
+ Correo Electrónico: cog.milan@maec.es
+ Página Web:www.exteriores.gob.es/Consulados/milan

¿CÓMO LLEGAR A VENECIA? ¿EN TREN O EN AVIÓN? ¿ES POSIBLE ENTRAR A LA CIUDAD VIEJA CON EL COCHE?

3. Desde España hay vuelos directos a Venecia desde Madrid (con Iberia) o Barcelona (con Vueling), mientras que en otros aeropuertos es necesario hacer escala. Durante la temporada alta salen múltiples vuelos chárter relacionados con los cruceros que parten del puerto de Venecia. El aeropuerto principal es el Marco Polo, mientras que el de Treviso, bastante más lejano, lo utilizan algunas compañías de bajo coste.

Avión

4. Si uno ya se encuentra en Italia hay que decir que Venecia está comunicada por medio del tren con múltiples ciudades del territorio. Hay dos horas desde Milán, una hora desde Verona o media hora desde Padua hasta la Estación de Santa Lucía (la de Venezia-Mestre es la que está fuera de la laguna y a la que llegan también muchos trenes de todo el país). De Mestre a Santa Lucía salen trenes prácticamente cada diez o quince minutos.

Estación de Santa Lucía en Venecia

5.  Hay quien se está haciendo un viaje en coche particular o alquilado por Italia y decide llevarse el vehículo hasta Venecia. Debe saber que no podrá entrar con él a la ciudad antigua salvo a Piazzale Roma o la isla de Tronchetto (la de los cruceros), nada más cruzar el puente de la laguna veneciana, donde hay parkings inmensos en los que poder dejar automóviles o motocicletas en parkings vigilados y, por supuesto, de pago. El resto lo deberá hacer a pie o en vaporetto.

6. En el aeropuerto Marco Polo de Venecia o en el de Treviso, incluso en la estación Venezia-Mestre, tienen presencia algunas oficinas de alquiler de coches. En el caso de estar interesados en alquilar un vehículo es buena idea comparar precios en una web como Rentalcars.com, que busca entre las compañías de prestigio y suele ofrecer descuentos de hasta un 15%. Además es bastante fácil y manejable. Si queréis echar un vistazo al comparador, aquí tenéis un cajón de búsqueda donde ver precios y poder alquilar vehículos en Venecia, Italia y todo el mundo:

¿CÓMO IR DEL AEROPUERTO MARCO POLO A LA CIUDAD DE VENECIA?

7. El aeropuerto Marco Polo se encuentra situado a ocho kilómetros al norte de Venecia. Éste es el aeropuerto principal de la ciudad, ya que está considerado como el más cercano y al que llegan la mayor parte de los vuelos. El otro es el Antonio Canova, en Treviso, aunque se sitúa a nada menos que 40 kilómetros de la ciudad y lo utilizan, sobre todo, compañías low cost tipo Ryanair. Pero desde España, la mayor parte de los viajeros que llegan a Venecia, lo hacen desde el propio Marco Polo.

De Marco Polo a Venecia (y viceversa) en autobús

8. Una de las opciones más económicas y rápidas para ir a Venecia desde el aeropuerto Marco Polo es el autobús. Ya sabemos que la ciudad principal es una gran isla, pero está unida a través de un puente desde tierra firme. Y por aquí precisamente cruza el bus número 5 que comunica el aeropuerto con Piazzale Roma cuyo trayecto es de aproximadamente media hora. El precio del billete sencillo es de 8€ mientras que la ida y la vuelta se puede comprar por 15€ tanto en las máquinas expendedoras de ACTV que hay en el propio aeropuerto (puerta B) como con antelación a través de la tarjeta Venezia Unica (de la que hablaremos más adelante). Es posible adquirir un billete de ida en bus combinándolo con un vaporetto por 14€. Existe una opción semejante (y directa) con la compañía ATVO que tarda algo menos (20 minutos) porque no realiza ninguna parada intermedia, aunque no se puede combinar en los usos de la tarjeta Venezia Unica.

Máquina expendedora del billete ACTV a Venecia desde el aeropuerto Marco Polo

De Marco Polo a Venecia (y viceversa) en barco

9. La opción de transporte en barco tipo vaporetto la ofrece la compañía Alilaguna. Quizás una de las formas más románticas de entrar a Venecia es haciéndolo en barco desde el principio. En poco tiempo se puede estar en San Marco, en Fondamente Nove o en la Isla de Murano. El precio de una trayecto sencillo en esta especie de buses acuáticos es de 15€, mientras que de ida y vuelta es de 27€, aunque si se reserva con antelación a través de la web de Alilaguna se pueden quedar en 14€ la ida y 25€ ida y vuelta. Los barcos Alilaguna tienen un horario muy extenso, ya que el primero sale desde el aeropuerto a las 6:10 y el último a las 00:15 horas. Para regresar al aeropuerto desde la ciudad, el primer barco zarpa a las 3:40 horas desde la Plaza de San Marcos, y el último lo hace a las 22:35 horas.

Barco Alilaguna del aeropuerto de Venecia

En el caso de querer ir del aeropuerto a la Plaza de San Marcos la línea que hay que tomar es la naranja. La azul, en cambio, lleva al puerto de donde salen los grandes cruceros.

10. Más caro sería, por supuesto, la opción de tomar un barco-taxi privado. Algo más de 100€ suele costar fácilmente un trayecto de ida. Esto puede salir bien si se trata de grupos grandes, de unas diez personas, o si se quiere llegar pronto al hotel (por ejemplo si tiene embarcadero propio). Este tipo de traslados se pueden contratar con antelación (del coche al muelle y en barco hasta la puerta del hotel).

¿CUÁL ES LA MEJOR ÉPOCA PARA VIAJAR A VENECIA?

11. Partiendo de la base de que cualquier época es buena para viajar a Venecia por diversos motivos, habría que dejar claro que en esta ciudad que recibe tantísimo turismo se diferencian claramente dos temporadas: La temporada alta y la temporada MUY ALTA. Porque directamente la temporada baja no existe en Venecia. Mientras la temporada MUY ALTA tiene lugar durante todo el verano (desde junio hasta bien entrado octubre, pero especialmente chocante en agosto), en festivos, puentes varios, navidades y Semana Santa. A las vacaciones de la gente en esta época del año se le suma ser una parada esencial de muchos cruceros, lo que hace que en un día cualquiera haya miles de turistas de paso haciendo las clásicas visitas venecianas de un día (La Plaza de San Marcos está especialmente llena, así como Rialto y las calles que comunican ambos puntos).

Gran Canal de Venecia durante la hora azul

12. Noviembre, enero, parte de febrero y de marzo son meses en los que no se llega al colapso turístico. A esto hay que destacar la excepcionalidad del Carnaval de Venecia (que suelen caer en febrero), en la que las plazas hoteleras se agotan enseguida y todo es más caro, tratándose también durante casi dos semanas de una nueva temporada MUY ALTA.

13. En cuanto a clima los veranos son agradables, así como el otoño y la primavera, donde la temperatura suele ser bastante suave al norte del Adriático. Los inviernos son algo más complicados, llegando a nevar incluso, a haber días de acqua alta y neblinas que en ocasiones afectan a la circulación de los vaporettos. Pero esos días más fríos resultan al final más tranquilos y dejan una Venecia más íntima y algo menos (sólo algo menos) turística.

Sele en la Plaza de San Marcos de Venecia, esa que se llena cuando hay acqua alta

VENECIA CON ACQUA ALTA

14. Dado que Venecia está construida sobre islas comunicadas por puentes y canales es lógico que éstas se vean afectadas por las mareas. Cuando se supera en 90 centímetros una marea alta normal se considera que hay acqua alta y existen entonces una serie de normas para que la ciudad pueda seguir funcionando con cierta normalidad. Esto suele suceder en algunas ocasiones entre el otoño y la primavera (sobre todo noviembre, diciembre y enero), cuando buena parte de la ciudad se ve invadida por el agua. Pero también es cierto que no debe cundir el pánico, puesto que los venecianos, acostumbrados a algo que ocurre inevitablemente todos los años, están bastante preparados para cuando llega la alerta del acqua alta que, por fortuna, no suele ser duradera en el tiempo (nunca más de seis horas).

Góndola en Venecia

15. En calles y plazas afectadas por este fenómeno se colocan pasarelas elevadas de madera para garantizar la circulación de los viandantes, aunque cuando las inundaciones son ciertamente severas (sobre todo en San Marcos, la parte más baja de la ciudad), se recomienda llevar botas de goma. Por otro lado los vaporettos utilizan “paradas de emergencia” cuando sus pequeñas terminales están inundadas. Basta con seguir a los venecianos y mirar los carteles indicativos que se colocan en dichas paradas de vaporetto. Y aprovechar a tomar fotos, que Venecia resulta muy fotogénica y misteriosa también en esos días.

16. Existe una web oficial que gestiona el ayuntamiento veneciano y que predice el estado de las mareas en los días sucesivos, la cual se puede consultar para querer saber si durante nuestro viaje hay algún riesgo de que se produzca la famosa acqua altawww.comune.venezia.it/archivio/2104.

Sabías quéExisten tres tipos de acqua alta en Venecia:

+ Marea sostenida: Entre 80cm y +109 cm.

+ Marea muy sostenida: Entre 110 cm y +139 cm.

+ Marea excepcional: nivel de la marea superior a 140 cm.

Con 90 centímetros tan sólo se ve afectado poco más de un 1% del territorio, con 120 casi una tercera parte de la ciudad. Con 140 cm la mitad de Venecia se inunda. Harían falta poco más de un par metros de acqua alta para que afectara al 100% de la superficie, pero eso es algo que jamás ha sucedido. Desde que se tienen registros el récord está en el 4 de noviembre de 1966, con un nivel de 194 centímetros de aumento, y en los 156 centímetros que hubo en diciembre de 2008.

SOBRE ALGUNAS DE LAS VISITAS IMPRESCINDIBLES EN VENECIA (Y COMENTARIOS AL RESPECTO)

17. Es lógico que Venecia, tratándose de una de las ciudades más monumentales del mundo, tenga un número de visitas extraordinarias que haga que no baste un viaje para verlo todo ni medio bien. Eso hay que asumirlo cuanto antes y, dependiendo del tiempo con que contemos para conocer la ciudad, debemos escoger ciertos lugares que no podemos perdernos por nada del mundo. Sobre todo de si se trata de nuestra primera vez. Y una vez abandonemos la ciudad estar planificando cuándo será la siguiente en que volveremos a recorrer los callejones venecianos.

¿Qué ver y hacer si solo tenemos un día para visitar Venecia?

PIAZZA SAN MARCO

18. En el caso de que dispusiéramos de un solo día para visitar Venecia sería necesario enfocar nuestros esfuerzos en lo evidente. Y esa evidencia se llama Plaza de San Marcos (en italiano Piazza San Marco). La única plaza veneciana (a las demás se las denomina “Campo”) está probablemente entre las de mayor rango de cuanta existen. No por azar dijo Napoleón que para él se trataba sin duda alguna del “salón más bello de Europa”.

Piazza San Marco en Venecia

Allí hay tres lugares que copan toda la atención de los visitantes. Por un lado la Basílica de San Marcos, que da origen a toda esta parafernalia convertida en plaza que mezcla el estilo bizantino con el gótico y el renacentista. El cuerpo del Apóstol San Marco, traído de Tierra Santa, fue un antes y un después para una ciudad que tomó al símbolo de león como suyo y honró a su santo patrón con un entramado de cúpulas y mosaicos dorados que dejan con la boca abierta a propios y extraños.

Basílica de San Marco en Venecia

Junto a la basílica, separado a una distancia prudencial, el campanile de estilo renacentista que durante siglos sirvió de faro a los navegantes que llegaban a esta parte de la laguna veneciana y desde el cual se puede observar Venecia en 360 grados a más de 98 metros de altura. Si bien es una reconstrucción fiel del que se derrumbó en 1902, subir a su cima es ley en la ciudad. Eso sí, cuesta 8€ hacerlo.

Plaza de San Marco con el gran campanile (Venecia)

En tercer lugar sería el Palacio Ducal el que cerraría esta trilogía de imprescindibles de Piazza San Marco. Aquí los poderosos “Dux” o dogos rigieron con mano de hierro los designios de la que fuera la Serenísima República de Venecia, uno de los grandes imperios marítimos que se establecieron en Europa desde la Edad Media. La visita al palacio, que requiere le dediquemos tiempo suficiente para hacerla por libre o de manera guiada, nos lleva a salones ilustres, los aposentos de los dogos y a las prisiones que funcionaron durante mucho tiempo. De hecho se puede acceder al interior del famoso “puente de los suspiros”, que no era otro que un corredor desde el que los prisioneros miraban por última vez a la laguna veneciana.

Palacio Ducal de Venecia

EL GRAN CANAL Y EL PUENTE RIALTO

19. Hay otros clásicos indiscutibles venecianos si se tiene un sólo día. Es habitual observar a los viandantes hacer caminando la ruta desde Piazzale Roma o la Estación de Santa Luzía siguiendo las indicaciones constantes a Piazza San Marco. En ese camino se va siguiendo la curvatura del Gran Canal, la arteria principal veneciana de 4 kilómetros de largo, donde surgen suntuosos palazzos con los clásicos ventanales venecianos así como puentes ilustres como el de Rialto, con comercios en su interior, unas vistas maravillosas de la ciudad (aunque si subimos a T Fondaco dei Tedeschi, justo al lado, es mejor) y un curioso mercado de alimentación que se pone cada mañana en la orilla opuesta.

Puente Rialto en Venecia

¿Cuáles son las iglesias más hermosas de Venecia?

20. ¿Sabéis que en Venecia hay en torno a 200 templos religiosos cristianos entre catedrales, basílicas, iglesias y parroquias? Muchas de ellas de un gran valor histórico-artístico y con obras en su interior de genios como Tintoretto, Tiziano, Tiepolo, Veronese y un largo etcétera de una de las escuelas de pintura más prolíficas que han existido. Algunas se agrupan dentro de la categoría “Chorus Pass”, un pase que se puede contratar por separado o en la Venecia Unica y que facilita el acceso a 16 de estas iglesias (de lo contrario se pagarían 3€ por cada una). Pero ni todas las importantes están dentro del Chorus Pass, ni si quiera algunas muy destacadas cuestan dinero alguno al visitante.

Iglesia en el barrio de Castello (Venecia)

Es extremadamente complicado elegir cuáles son esas iglesias “imprescindibles” de Venecia, pero os voy a ofrecer una pequeña selección personal de diez de ellas con alguna que otra razón de peso para dedicarle una visita:

  • Basílica de San Marcos: No hacen falta explicaciones. Es el corazón de Venecia y sus mosaicos merecen un aparte. Prohibido largarse de la ciudad sin entrar a esta maravilla.
  • Santa Maria dei Miracoli: En el barrio de Cannaregio este “pequeño joyero de mármol” fue el primer elemento renacentista puro que se levantó en Venecia para honrar una imagen de la Virgen María. Su artífice fue Pietro Lombardo y su encaje marmóreo entre callejones y canales es fabuloso (3€, vale el Chorus Pass).

Santa Maria dei Miracoli (Venecia)

  • Chiessa della Madonna dell´Orto:  También en Cannaregio, esta iglesia de ladrillo no sólo alberga la tumba del maestro Tintoretto sino algunas de sus mejores obras en el ábside como la “Presentación de la Virgen en el templo” y “El Juicio Final”. Precio 3€ (no se acepta el Chorus Pass desde hace años).
  • Basílica de Santa María Gloriosa dei Frai: En el barrio de San Polo se encuentra una de las iglesias más grandes de Venecia. Pero por lo que destaca la conocida como iglesia de los frailes es por contar con un prodigioso interior gótico centrado en una imagen llena de luz de la Madonna de Tiziano. Su coro de marquetería es único así como sus altares laterales. Precio 3€ (no se acepta el Choruss Pass).

Santa Maria dei Frei (Venecia)

  • Chiesa di San Giorgio Maggiore: En la isla dedicada a San Giorgio Maggiore, justo frente a la Piazza San Marco, deslumbra una de las obras más reconocidas del arquitecto Andrea Palladio y en la que cuelgan obras del maestro Tintoretto. Precio: Gratis (subir al campanile cuesta 6€).
  • Basílica de Santa Maria della Salute: Junto a la Punta Dogana en el barrio de Dorsoduro se levantó tras las pestes de principios del siglo XVII un templo religioso con una nave central octogonal y una gran cúpula con el que se quiso honrar a una Virgen con el niño que iconizaba la salud. Hay obras en el techo del gran Tiziano, así como en la sacristía (la entrada a esta iglesia es gratuita pero hay que pagar para ver la propia sacristía).

Santa Maria della Salute en Venecia

  • Chiesa del Santissimo Redentore: En la isla de Giudecca hay una hermana de Santa Maria della Salute, aunque proyectada por Palladio. Se levantó también como agradecimiento de los supervivientes de la peste. Precio: 3€.
  • Basílica de Santi Giovanni e Paolo: La iglesia más grande de la ciudad alberga las tumbas de nada menos que 27 dogos que gobernaron la Serenísima República de Venecia. Cuenta con obras pictóricas de Giovanni Bellini, Veronese y Piazzetta, entre otros.
  • Basilica di Santa Maria Assunta: En la isla de Torcello se conserva uno de los templos más auténticos en estilo bizantino-veneciano. Su inmenso mosaico del juicio final es una obra de arte que da para quedárselo horas mirando. Precio 5€ (no se acepta el Chorus Pass).

Mosaicos bizantinos en la iglesia Assunta de Torcello (Venecia)

  • Chiesa di Santa Maria di Nazareth (Chiesa degli Scalzi): Junto a la estación de trenes de Santa Lucía se alza desde comienzos del siglo XVIII este templo de los carmelitas descalzos (de ahí su apelativo “degli scalzi”). Puro barroco veneciano con obras de Giovanni Battista Tiepolo como “Jesús en el huerto de los olivos” y “Apoteosis de Santa Teresa”. Entrada gratuita (fachada en obras a comienzos de 2017).

Sabías quéLa fachada de la iglesia de San Barnaba de Venecia, en el barrio de Dorsoduro y muy cerca de Ca’Rezzonico, aparece en la película de Indiana Jones y la última Cruzada, la tercera de la saga, como la biblioteca en la que desaparece el padre del arqueólogo. Allí rompiendo el suelo de un interior (que fue grabado en estudio) el bueno de Indy llega a unas viejas catacumbas. Y luego tiene que escapar de los malos en una lancha (ver vídeo de Indiana Jones en Venecia)

Iglesia de San Barnaba en Venecia (que aparece en Indiana Jones)

SCUOLA GRANDE DI SAN ROCCO

21. Sin ser una iglesia pero sí un lugar con sentido estricto religioso como una cofradía o confraternidad mayor se puede asegurar que el genio Tintoretto también tiene su propia “capilla sixtina” en Venecia. Se trata de la Scuola Grande di San Rocco (muy cerca de la basílica dei frai) cuyos techos y paredes llevan el sello de Tintoretto, quien trabajó durante muchos años para esta confraternidad dedicada a aliviar a sus ciudadanos cuando había plagas de peste así como para venerar a San Roque, santo patrón de Venecia desde 1576, y cuyas reliquias se encuentran en la iglesia que hay justo al lado. Se trata de un lugar que deja pasmado a todo el mundo que pasa por allí y por el que hay que pagar la friolera de 10€ (suma y sigue), pero que os aseguro que merece completamente la pena el esfuerzo.

Scuola Grande di San Rocco en Venecia

No sólo canales, iglesias y museos. ¡También buena ópera!

Si bien es cierto que de Venecia se conocen sus paseos por los canales, iglesias con un sinfín de expresiones artísticas o museos que dan para estarse horas visitándolos, hay otros espacios más profanos en los que también se puede disfrutar de otra perspectiva de la ciudad. La tradición operística en Venecia está al nivel de Milán. Su teatro de La Fenice es una auténtica catedral de este género desde 1792. Superviviente a dos incendios ha escuchado la voz de María Callas y tesoros musicales de Verdi, Rossini, Donizetti o Igor Stravinski (este último enterrado en el cementerio-isla de San Michele).

 

Teatro La Fenice de Venecia

Si bien asistir a la ópera se ha convertido en un lujo nada asequible es posible visitar el interior de La Fenice y sentir la magia del escenario desde el recargado palco real.

¿Qué museos de Venecia conviene tener en cuenta?

22. Con los museos venecianos sucede lo mismo que con las iglesias. Hay una cantidad ingente de ellos y decidir a cuál entrar tiene que ver mucho, no sólo con el presupuesto, sino con que haya un verdadero interés o afición por la temática de los mismos. Obviamente la mayoría están, como no podía ser de otra manera, con la Historia del Arte. He aquí tres de los más destacados y que tener (muy) en cuenta:

  • Gallerie dell’Accademia di Venezia: Sin lugar a dudas la mejor pinacoteca de Venecia es la de la Academia, dispuesta en el edificio de la Scuola Grande de Santa Maria de la Carità, una de las cofradìas laicas con mayor solera de la ciudad. Con cuadros de Tintoretto, Veronese, Tiziano, Tiepolo, Carpaccio y una colección única de retratos barrocos. Precio: 12€ (no es válida la Venezia Unica).

Vistas de Venecia desde el puente de la Academia, que parte de uno de los museos principales de la ciudad

  • Museo Correr: En plena Piazza San Marco (opuesto a la basílica) se sitúa uno de los museos más completos de la ciudad. No sólo por su colección pictórica sino por el escenario en sí mismo con esculturas, muebles y dependencias de gran interés histórico-artístico. Imprescindible la Sala d’Oro de la Biblioteca Nacional Marciana con obras de Tintoretto, Tiziano y Veronese. El precio de la entrada es de 19 euros, pero incluye el acceso al Palacio Ducal, al Museo Arqueológico y a la Biblioteca Nacional.
  • Peggy Guggenheim Collection: Un paréntesis de arte modernista y de vanguardia en la ciudad del gótico tampoco viene mal. Muy cerca de la Gallerie dell’Accademia se pueden admirar obras de Piscasso, Kandinsky, Dali, Jackson Pollock y muchos otros autores que pintaron a su manera el pasado siglo XX. Precio: 14 euros.

Visita a los palacios venecianos

23. Iglesias, museos y… ¡PALACIOS! Basta con seguir la estela del Gran Canal para ir de palacio en palacio. Hay ciento de ellos, en todas partes. Obviando el ya mencionado Palacio Ducal (la estrella número 1) todo lo que empiece con la palabra Ca’ tiene que ver con un palacio. Muchos de ellos son visitables. Especialmente interesante resulta Ca’ Rezzonico, con una muestra de la Venecia del lujo del XVIII con techos y salones pintados por Tiepolo antes de que el Rey Carlos III se lo llevara a Madrid para su recién estrenado Palacio Real. La colección museística de Ca’ d’ oro es digna de mención, así como Ca’ Pesaro y su fachada de mármol que esconde la Galería de arte moderno de Venecia y un INTERESANTÍSIMO Museo de arte oriental.

Interior de Ca'Rezzonico en Venecia

Otro palazzo ciertamente interesante es del Contarini del Bovolo en el barrio de San Marcos. Pero más que por su interior lo es por poseer una escalera de caracol exterior que lleva a los visitantes a disfrutar de unas vistas magníficas de la ciudad.

Scala Contarini del Bovolo (Venecia)

Islas de Venecia

24. No sólo del Gran Canal vive Venecia. La inmensa laguna veneciana tiene salpicadas islas, ciudades, pueblos y curiosos parajes naturales que bien merecen una excursión de uno o varios días. Ya que se encuentran bien comunicadas, tanto desde la ciudad principal como entre sí, es muy factible hacer varias islas en un día. He aquí algunas de las más destacadas:

  • Murano: Es conocida como la isla del cristal y se pueden visitar fábricas donde se elaboran todo tipo de objetos con denominación de origen “cristal de Murano”. Pero la isla va mucho más allá y bien merece darse un paseo por ella. Se puede visitar el museo del vidrio y, sobre todo, los mosaicos que destacan en la Basílica de Santa María y San Donato, de estilo bizantino-veneciano.
  • Burano: Casitas de colores, canales, un campanario más inclinado que la Torre de Pisa y un ambiente tranquilo. Probablemente la isla más bonita y encantadora de Venecia. La luz de la tarde es magnífica para tomar fotos de sus casas pintadas de vivos colores.

Burano (Venecia)

  • Torcello: La isla de Venecia donde comenzó todo no fue otra que Torcello, a pocos cientos de metros de Burano. Antes de cumplirse el primer milenio tuvo 20.000 habitantes de manera estable. Ahora sólo quedarán 20. Pero sobreviven dos joyas del bizantino veneciano, la iglesia de Santa Fosca y, sobre todo, la Basílica di Santa Maria Assunta, con un conjunto de mosaicos espectaculares.
  • Lido: Esta larga isola veneziana tiene de todo, pero destaca por contar con una docena de kilómetros de playa. Es el lugar vacacional por antonomasia de la laguna de Venecia y en verano está hasta arriba de gente. Malamocco, que fue capital de la laguna durante algunos años en la Edad Media, es probablemente el lugar con más encanto y colorido de la isla.
  • Giudecca: Una isla de 2 kilómetros a tan sólo 3 minutos en vaporetto de Piazza San Marco (previo paso por la pequeña isla de San Giorgio Maggiore). Se ha destapado como un espacio multicultural en el que se celebran múltiples exposiciones. Giudecca va ahora de alternativa pero no se olvida de su maravillosa Chiesa del Santissimo Redentore que levantaría Palladio.
  • San Giorgio Maggiore: Diminuta isla que queda frente a Piazza San Marco y separada por unos pocos metros de Giudecca. La iglesia del mismo nombre es su máximo atractivo. Subir a la torre regala unas vistas que compitirían con las del campanile de San Marco.

Isla San Giorgio Maggiore (Venecia)

– Para un día es perfecta la combinación de las islas de Murano, Burano y Torcello (por tu cuenta o haciendo una excursión guiada en castellano por sólo 20€). La parada de vaporettos de Fondamente Nuove puede llevar directamente a las dos primeras. Para ir a Torcello habría que tomar otro vaporetto en Murano en la parada llamada “Faro” (porque tiene un faro al lado). Lo ideal para hacer las tres islas en un día es:

+ Tomar el vaporetto en Fondamente Nuove hasta la parada de Murano llamada “Murano Colonna”.

+ Atravesar la isla de Murano caminando y haciendo algunas visitas (o compras, si es que nos interesa el tema del cristal).

+ Tomar vaporetto en la parada “Faro” hasta Torcello.

+ En Torcello visitar la basílica de Santa Maria Assunta y la isla de Santa Fosca.

+ Vaporetto a Torcello hasta Burano.

Sele en Burano (Venecia)

+ Pasar la tarde en Burano aprovechando la mejor luz para las fotogragías.

+ Regreso a Venecia en uno de los últimos vaporettos del día (no hará falta bajarse en Murano Faro ni Colonna).

Parada de vaporetto a las islas de Venecia

– Entre la terminal de vaporettos de Fondamente Nuove y la isla de Murano hay una isla-cementerio (San Michele) mandado construir por Napoleón. Se trata de la versión veneciana del romántico cementerio Père-Lachaise de París. Descansan allí los restos de Igor Stravinsky, quien siempre fue aclamado por el exigente público veneciano.

Cementerio de Venecia

– Existe una isla en la laguna veneciana a la que los visitantes tienen prohibido el acceso. Se llama Poveglia y se puede observar frente a Lido. Al parecer llevaban allí a morir a los enfermos de la peste y se convirtió en una auténtica “isla de los muertos”. Hay todo tipo de leyendas de apariciones y fenómenos extraños en torno a Poveglia y el hospital psiquiátrico que funcionó durante parte del siglo XX hasta que fue completamente abandonada. De hecho Iker Jiménez ya la ha tratado en Cuarto Milenio en más de una ocasión.

Miradores venecianos

25. Las mejores vistas panorámicas de Venecia se obtienen desde:

  • El campanile de San Marco (largas colas para subir)
  • El campanile de San Giorgio Maggiore (menos transitado que el anterior).
  • El puente de la Academia (la imagen por excelencia de Venecia)
  • La azotea del T Fondaco dei Tedeschi en Rialto (nuevo y gratis)
  • La escalera de caracol del Palacio Contarini del Bovolo (tejados venecianos y San Marco)
  • La torre de la iglesia de la Asunción en isla de Torcello (vistas de la laguna veneciana)

Palacio Contarini del Bovolo (¿Las mejores vistas de Venecia?)

 VISITAS GRATIS EN VENECIA

26. Venecia se trata, sin duda, de uno de los destinos europeos que más presupuesto requieren para entradas a sitios, comer bien a buen precio y disfrutar de un alojamiento medianamente decente. Pero no todo es cuestión de euros. Aún hay unas cuantas visitas en Venecia que salen gratis con las que poder evitar meter la mano en los bolsillos más veces de la cuenta. Se me ocurren a bote pronto:

  • La entrada a la basílica de San Marco es completamente gratuita. El pago lo es en el tiempo de espera para entrar cuando se forman largas colas.
  • El Museo de la Música en Campo San Maurizio tiene una colección instrumental fascinante. Y la figura de Vivaldi está presente en todo momento. Es realmente interesante.
  • La azotea del Fondaco dei Tedeschi proporciona una de las mejores vistas de Venecia sin contraprestación alguna. Bueno, bonito… y gratis. Además de no ser aún nada conocido.

Foto panorámica de las vistas de Venecia desde Fondaco dei Tedeschi

  • Si bien muchas de las iglesias piden entrada de entre 3€ y 5€ hay algunos templos cristianos, además de la ya mencionada basílica de San Marco, que permiten acceder de forma gratuita. Buenos ejemplos son San Giorgio Maggiore, Santa Maria della Salute en Dorsoduro, Chiesa degli Scalzi muy cerca de la estación de trenes o la consagrada a San Geremia que posee el cuerpo incorrupto de Santa Lucía. Por otro lado, junto a la Scuola Grande de San Rocco, hay una iglesia consagrada a este santo con varias obras del genio Tintoretto. A diferencia de la Scuola, no hay que pagar nada por entrar y ver los trabajos de uno de los pintores venecianos más importantes que nos ha dado esta ciudad.

Cúpulas de la Basílica de San Marco de Venecia

  • Venecia cuenta con su Père-Lachaise particular. Y es que el cementerio de la isla San Michele, al que se llega en el vaporetto de Fondamente Nuove que va a Murano (sólo a una parada), es uno de los más románticos y curiosos del mundo. También entrar es gratis. Tan sólo hay que tener en cuenta los horarios de ida y de vuelta de los vaporettos.
  • La ciudad está llena de fuentes públicas con agua potable. Así que ese es otro ahorro que nos evita tener que estar dejándonos 3€ por cada mini-botella de agua. Algo es algo, ¿no?

TOURS POR VENECIA (EN CASTELLANO)

27. Si se quiere profundizar en Venecia o se va con poco tiempo no es mala idea contratar una excursión organizada en Venecia (a las islas, una ruta concreta, etc.) o reservar una visita guiada en castellano. Las hay de todos los tipos. Entre las más interesantes, y siempre en español, se me ocurren:

Góndola en el Gran Canal de Venecia

 ¿SE PUEDE ESQUIVAR EL TURISMO MASIVO?

28. Hay quien opina que Venecia es un parque temático de sí mismo y que no caben ya más turistas. Pero, ¿es posible esquivar en la medida de lo posible el turismo de masas? Y la respuesta es SÍ, SE PUEDE. Porque la mayor parte de los visitantes lo son de un día y están siempre en los mismos sitios: la plaza de San Marco, el puente Rialto y las calles que comunican ambos con la Estación de Santa Lucía y Piazzale Roma. Pero en cuanto uno se sale de las vías principales y entra en callejones y barrios menos conocidos como Castello o el viejo Guetto (dentro de Cannaregio), es posible reconciliarse con una Venecia más relajada y auténtica. Lo mismo sucede en la isla de Giudecca, a la que no cruzan tantos turistas por falta de tiempo.

Al barrio de Castello no llegan tantos turistas como a otras partes de Venecia

Obviamentente las colas para entrar a la Basílica de San Marco, subir al campanile o entrar al palacio ducal son inmensas y diría que inevitables, pero el resto de monumentos guardan de momento la cordura. Y es posible hacerlos aún sin esperas que resulten eternas.

VENECIA DURANTE EL CARNAVAL

29. No existe acontecimiento más célebre e internacional en Venecia que el de los carnavales. Durante diez días la ciudad se vuelca en unos festejos que cuentan con más de ochocientos años de antigüedad y que en el siglo XVIII alcanzaron su cima. Antiguamente eran los aristócratas quienes se disfrazaban y se ponían máscaras para volverse anónimos en unos días de jolgorio y flirteo en los que todo valía. Ahora es la gente, venecianos, italianos y personas llegadas de todo el mundo los que se atavían con excéntricos trajes de época que, en ocasiones, llegan a costar varios miles de euros. Los turistas se suelen implicar en el asunto, aunque con lo cara que está Venecia en esos días, la cosa sólo da para llevar máscaras o antifaces de mercadillo y una capa más o menos bienintencionada.

Disfraz del médico de la peste, uno de los más vistos durante los carnavales de Venecia

30. Muchas fiestas de disfraces son privadas en lujosos palazzos y algunas veces las invitaciones a las mismas son más caras que presenciar en directo la final del Mundial de fútbol. Pero si uno tiene la suerte de encontrarse en Venecia durante el carnaval y no tiene invitación alguna no importa, puesto que se improvisan fiestas de disfraces en los campos (plazas) y lugares públicos. Además muchas personas disfrazadas se pasean por los vericuetos más hermosos de Venecia, dejándose fotografiar para la ocasión y dándole un toque único a la ciudad.

Detalle de una fiesta de máscaras en Venecia en un cuadro de Ca'Rezzonico

– Los acontecimientos principales que seguir en el carnaval pasan por la fiesta del agua en la que góndolas y barcos se engalanan en una noche mágica, el concurso de máscaras de Piazza San Marco, el tradicional “vuelo del Ángel” desde el campanile o el Svolo del León con el que cerrar los festejos.

¿En qué fecha caerá el carnaval de Venecia durante los próximos años?

 

Dado que durante el carnaval de Venecia puede llegar a ser complicado encontrar plazas de hotel o incluso pasajes de avión, si éstos no se reservan con la suficiente antelación. Para ello conviene tener muy claras cuáles son las fechas de los carnavales venecianos durante los próximos años:

+ En 2018 será entre el 3 y el 13 de febrero.

+ En 2019 será entre el 24 de febrero y el 5 de marzo.

+ En 2020 será entre 15 y el 25 de febrero.

MOVERSE EN VENECIA (TRANSPORTES)

31. En el interior de la laguna veneciana, si nos olvidamos del bus o el coche que habremos dejado en Piazzale Roma, sólo se me ocurren dos maneras de ir de un sitio para el otro: A pie o sobre el agua (vaporetto, góndola, traghetto o taxi acuático). Nos esperan en Venecia largas caminatas y, no sólo por calles concurridas sino también perdiéndonos por callejones. Y es que la de perderse es una de las mejores experiencias que uno puede tener en esta ciudad de canales, puentes y calles estrechas. Si uno no llega en Venecia a ese punto de no tener ni puñetera idea de dónde está, es que le falta algo para que su viaje sea pleno.

En vaporetto

32. Lo que para cualquier ciudad es un autobús público para Venecia es un barco. Si nos sabemos mover por la maraña de líneas de vaporettos (la principal es de la compañía ACTV) tendremos mucho ganado en Venecia. Y os aseguro que es muy fácil. Como mínimo conviene controlar los vaporettos que atraviesan de punta a punta el Gran Canal. Porque, si lo hacemos, ahorraremos mucho tiempo en nuestros traslados. Si ya lo hacemos también con los de las islas se nos puede dar un diploma de venecianos de adopción.

Indicación de

33. La mayor parte de las líneas de vaporetto funcionan entre las 4:30 de la madrugada hasta las 00:30 horas. Y el precio de un billete sencillo (válido para uso de 60 minutos) es de 7 euros. Pero puede resultar más rentable y beneficioso tener en cuenta la adquisición de la Tourist Travel Card (online, en el aeropuerto, estación o cualquier terminal de vaporettos) de una tarjeta que permite viajes ilimitados para 1 día por 20€, 2 días por 30€, 3 días por 30€ y 7 días por 60€. Estos bonos se pueden cargar también en la tarjeta Venezia Unica de la que hablaremos más adelante.

Vaporetto con Santa Maria della Salute al fondo (Venecia)

Tomar un vaporetto a última hora de la tarde, cuando el sol se empieza a poner, y sentarse en la parte de atrás de la embarcación, puede convertirse en uno de los mejores momentos del día.

En góndola (con y sin serenata)

34. La góndola es el símbolo por antonomasia de Venecia. La imagen de estas barcas estrechas propulsadas con un solo remo por parte de un apuesto gondolieri con sombrero y camiseta a rayas es algo más que una postal típica. Dicen que antiguamente, en el siglo XVIII había cientos de góndolas surcando las aguas del Gran Canal, pero hoy día las que quedan son atracciones para turistas más que meros transportes. Y además no son baratas. Para hacernos a una idea está aprobada una tarifa de 80 euros por cada media hora de viaje. Un precio que no incluye serenatas ni nada parecido. Los gondolieri, si bien son amigos de contar historias, tampoco hacen de guía, por lo que no cabe esperar más que una bonita travesía en góndola. Para muchos un momento irrepetible de todo viaje a Venecia. Para otros, una turistada.

Turistas en góndola por Venecia

Si bien se puede tomar in situ una góndola por 80€ media hora es posible reservar plaza con antelación en una compartida y así que salga más barato (31€)

En traghetto

35. La del traghetto es una solución para cruzar de una orilla a la otra del Gran Canal. Como sólo hay cuatro puentes si tenemos la necesidad de ir a una iglesia que está justo enfrente de donde nos encontramos podemos dar un inmenso rodeo o simplemente cruzar por un paso de traguettos, que son góndolas que nos ayudarán a que el trayecto sea más corto. Es la manera más barata que se me ocurre de subirse en góndola porque el precio de una travesía de una orilla a otra es de sólo 2 euros. ¡Al menos para hacerse la foto y saber qué se siente a bordo de una góndola puede valer!

Indicación de Traguetto en Venecia

En taxi acuático

36. Nos llevan donde queramos, eso sí, pero la bajada de bandera es de 8,90€ y 1,80€ por cada minuto. Eso sí, si sois muchos y vuestro hotel tiene acceso por embarcadero puede no salir tan mal. Un trayecto entre San Marco y el aeropuerto puede rondar los 100-130 euros.

Taxis acuáticos en Venecia

DORMIR EN VENECIA

Alojamiento

37. Hay cientos de hoteles en Venecia y encontrar habitación, salvo que estemos en mitad de los carnavales, resulta sencillo. Pero debemos esmerarnos más si deseamos atinar con un alojamiento que cumpla ese equilibrio que demandan los turistas de calidad/precio/ubicación. Porque entonces con dicho filtro la oferta disminuye lo suficiente para tener que elegir entre no muchas opciones. En Venecia la calidad se paga más que en otras ciudades del mundo. Y si, además de ese factor, le añadimos que no sea demasiado cara la estadía y que esté lo suficientemente cerca de una parada de vaporetto habremos dado en el clavo. Posible pero no sencillo.

Postal de Venecia

38. ¿En qué zona resulta mejor hospedarse en Venecia? Siempre que he ido a esta ciudad he tenido muy claro que hay dos buenas alternativas:

+ Estar cerca de la Estación de Santa Lucía.

+ Estar cerca de Piazza San Marco.

E ir caminando o en vaporetto entre ambos puntos, ya que están en ambos extremos del Gran Canal y de ese modo podemos dibujar múltiples rutas por la ciudad.

En su defecto, al menos, estar cerca de una terminal de vaporettos para poder ir donde nos de la gana y no tener que arrastrar maletas durante demasiado tiempo por callejones y puentes cuando lleguemos o abandonemos la ciudad.

En mi caso reconozco que soy bastante fan de la agencia de viajes por internet Voyage Privé porque encuentras buenas ofertas de hoteles de categoría en las que se incluyen ciertos añadidos que no aparecen en sus propias páginas o en otras webs de reservas. Se puede contratar, con o sin vuelo, estancias en hoteles elegantes (por encima de las 4 estrellas) a precios bastante competitivos. En mi última escapada a Venecia combiné vuelos de ida y vuelta con una estancia de 4 días y 3 noches en el Hotel Amadeus (4 estrellas) en el barrio de Cannaregio a pocos minutos de la estación de trenes y con vistas a la cúpula de la iglesia de San Geremia. Y la experencia fue inmejorable.

 

Hotel Amadeus en Venecia

COMER EN VENECIA

Dónde comer

39. Parecería muy drástico afirmar que 2 de cada 3 restaurantes en Venecia son una trampa para turistas, pero tengo la sensación de que no voy muy desencaminado. Cartas con platos que no lo valen disfrazados de menús del día que, en realidad, no salen más baratos que si los seleccionásemos por separado, pizzas de supermercado congeladas y pasta menos fresca que la del chino de la esquina. Esa es la realidad de una ciudad que no ha controlado sus excesos y que ha visto abrir centenares de restaurantes en vías céntricas con el objeto de obtener los máximos beneficios disminuyendo la calidad de la comida a cotas insospechadas. Pero eso no significa que no haya restaurantes buenos (o excelentes) en Venecia. Por supuesto que los hay. Lo único que hay que buscarlos, seguir las recomendaciones de amigos y conocidos, de guías y de webs en las que los comentarios nos indican que no estaremos dando un paso en falso si nos sentamos a la mesa de osteria concreta.

Plato veneciano

El truco que tienen muchos es ofrecer una ubicación capaz de pescar suficientes clientes en la riada de turistas que van de Santa Lucía a Rialto, de Rialto a San Marco y viceversa. Tratan de seducirte con un buen precio que una vez te sientas a la mesa se ha incrementado repentintamente en un 50%. Porque nadie te ha explicado qué demonios es eso del coperto (un cobro extra por comensal convertido en un auténtico agujero negro en la factura), que el postre no iba incluido ni que una lata de refresco puede costar más de 4 euros. En realidad si alguien sale a recibirle a la puerta para pedirle entre debe desconfiar, desconfía. Es una trampa para turistas. ¡Avisad@s quedáis!

40. Para conocer muchos buenos restaurantes habría que viajar a Venecia en muchas ocasiones, pero puedo dar fe de que estos no os defraudarán:

  • Ristorante Sivoli: En el interior del Hotel Príncipe (Lista di Spagna 146 – Cannaregio): Elegante, platos muy elaborados y una terraza que tiene vistas al Gran Canal. Y una atención al cliente excelente.
  • Spaghetteria 6342 a le Tole: En pleno barrio de Castello (Sestiere Castello, 6342) se encuentra esta spaghetteria donde la materia prima es excelente. Pasta fresca, spaghettis de primer nivel y también pizzas. Y sin que haya que dejarse un riñón. Gracias a Pedro García Hernández por la recomendación que compartiste en el Facebook de El rincón de Sele.

  • Bigoi Venezia: Pasta fresca con distintas salsas en un lugar para recomendar al 100% en el barrio de Dorsoduro y a una distancia corta de la Scuola Grande di San Rocco (Calle Crosera, 3829). Para comer dentro o para llevárselo en una especie de cubos. Gracias a Marina por tu fantástica recomendación, que tuve en cuenta porque este lugar es bueno, bonito y barato (y eso en Venecia no es fácil).

  • Osteria All’Arco: Junto al Mercado de Rialto ( Sestiere San Polo, 436) se encuentra uno de los mejores locales de Venecia para irse de tapeo (en Venecia es irse de cicchetti). El bacalao lo tratan de forma sublime y no es caro en absoluto.

  • Crazy Pizza: El nombre puede parecer que se trata de una “trampa para turistas” pero el tiempo le ha dado la razón a sus dueños. Porque hacen unas pizzas excelentes con unos precios “poco venecianos” para estos tiempos que corren. Se encuentra en el tranquilo barrio de Castello en Salizada San Rio esquina con calle Frutarol.

Espaguetis en Venecia

AYUDADNOS A NO CAER EN LA TRAMPA. ¡CONTADNOS DÓNDE COMISTEIS DE LUJO EN VENECIA!

¿Nos recomendáis restaurantes en Venecia? Los lectores que habéis viajado a Venecia sois los mejores prescriptores posibles a la hora de hablar de lugares donde comer bien en esta ciudad sin sentirse atracado. Si tenéis un buen sitio que recomendar dejadnos un comentario en este post y lo incluiremos en nuestra breve lista. Gracias a vosotros evitaremos que muchos caigan en “la trampa” y terminen pagando 20€ por un menú infumable.

LA CASA DE CAMBIO: MONEDA Y TARJETAS DE CRÉDITO EN VENECIA

41. La moneda oficial en Italia es el euro y con ésta se realizan y admiten todos los pagos necesarios en Venecia. Puede haber excepciones en que acepten dólares para las transacciones, pero no es lo normal. El uso de la tarjeta de crédito en los comercios venecianos está muy extendido y es frecuentísima la presencia de cajeros automáticos las vías principales de la ciudad.

42. Las casas de cambio abundan en Venecia. De hecho es posible cambiar dinero incluso en diversos comercios y establecimientos hoteleros. Por supuesto el cambio más ventajoso lo encontramos en los bancos. En el aeropuerto internacional o en la estación de trenes también es posible conseguir euros con cierta facilidad.

SOBRE LA VENECIA UNICA CITY PASS. ¿COMPENSA?

43. Hoy día todas las ciudades mínimamente turísticas tienen su propio City Pass. Y Venecia, por supuesto, está entre ellas. Eso sí, explicar para dummies el de esta ciudad puede resultar algo complejo debido a una de sus grandes ventajas, que es 100% personalizable en función de días, visitas cerradas, transporte, traslados desde/a el aeropuerto, etc. Esta tarjeta a la que se le puede modelar completamente por internet (también se puede comprar en el aeropuerto, la estación de trenes, oficinas de turismo venecianas, etc.) se llama Venezia Unica y es una solución integral para ahorrar costes y tener más o menos cerrado el presupuesto de entradas y transportes.

Venezia Unica

Si uno entra a www.veneziaunica.it/es tan sólo hay que poner un nombre de cliente e ir añadiendo módulos más o menos completos como Gold, City y Platinum (los dos últimos comparten entradas y transporte) y sumar, por ejemplo, bus o barco del aeropuerto, wifi 24 horas, entradas a monumentos que no estén incluidos en éstos y un largo etcétera de posibilidades. Tras la compra conviene llevarlo impreso porque lo vamos a necesitar en no pocas ocasiones.

Conviene dedicarle un rato a este punto pero si uno tiene pensado hacer una visita profunda a la ciudad puede merecer la pena comprarla de antemano. Los precios dependen de los servicios que se incluyan, los días (1, 2, 3 ó 7), si vamos desde el aeropuerto en bus o vaporetto o si queremos hacer una excursión x. Pero la cosa puede oscilar entre los 30€ y superar los 130€ si vamos a estar una semana entera.

La pregunta es… ¿compensa? Y la respuesta es… depende. Depende de lo que queramos hacer, de todo a lo que tengamos intención entrar,  pero eso sí, debemos tener en cuenta que hay bastantes visitas (Scuola Grande di San Rocco, Galería de la Academia, Basilica dei Frari, por ejemplo) que no están incluidas de ningún modo en ni una sola de las opciones que ofrece esta tarjeta y que no son baratas precisamente.

Lo que sí creo que es indispensable es, al menos, tener un bono de vaporettos (ACTV) para los días que se tengan pensado pasar en Venecia. Estos, sean de 1 día, 2, 3 ó 7, siempre resultan rentables. Creo que la tarifa plana en el transporte marítimo por la ciudad sí es un invento que nos permite ahorrar. Lo demás está en hacernos una lista de lo que queremos visitar y echar cuentas.

Venecia Unica con transportes para 7 días

INFORMACIÓN PARA PERSONAS DISCAPACITADAS

44. Las facilidades para discapacitados en Venecia no son las mejores de Europa, para qué engañarse. Si bien es cierto que vez más se ven accesos para personas que necesitan silla de ruedas, callejear por Venecia de esta manera es altamente complicado puesto que hay múltiples puentes no preparados, callejones estrechos, etc. Aunque cabe destacar que los vaporettos están acondicionados para ello y que en la oficina de turismo de Venecia ofrecen rutas accesibles. El braille empieza a utilizarse en hoteles o carteles turísticos para esas personas que tengan alguna enfermedad visual pero en general puede resultar un destino aún no demasiado sencillo para viajeros con algún tipo de discapacidad física. Si bien es cierto que parece que se están haciendo cosas, esta ciudad aún anda lejos de cualquier estándar.

Postal de Venecia

POR SI ACASO, VIAJA SEGURO (Y CON SEGURO)

45. Siempre que viajamos al extranjero conviene estar perfectamente cubiertos por lo que pueda pasar, razón por la que nunca viajamos a ninguna parte sin el correspondiente seguro de viaje. E Italia, aunque estemos en Europa, no es una excepción (eso sí, la tarjeta sanitaria europea siempre con nosotros). Nunca aconsejo realizar un viaje de este tipo sin una buena póliza que nos cubra ante posibles accidentes, enfermedades o contratiempos que puedan suponernos un sobrecoste inasumible. En nuestro caso para viajar a Italia o cualquier país del mundo utilizamos el Seguro de viajes de IATI  porque nos parece que cuenta con una cobertura superior a la media (Más de 60.000 euros en muchas pólizas), te adelantan el dinero si sucede algún problema y ofrecen un trato personalizado. Los lectores de este blog pueden contratar el Seguro de viajes de IATI que mejor se adecué a lo que están buscando con un 5% de descuento (que se aplica de forma directa entrando a través este enlace).

Contrata tu seguro de viajes con un 5% de descuento para los lectores de El rincón de Sele

46. Venecia se trata de un destino realmente seguro para viajar. Uno puede salir a la calle con total tranquilidad y moverse día o noche sin ninguna sensación de inseguridad. Esto no quita que no pueda haber carteristas que se aprovechen de las multitudes (en las colas de San Marco o incluso en los vaporettos) y que debamos tomar precauciones lógicas como cuando salimos a cualquier parte. Siempre digo que si somos precavidos en nuestra ciudad, debemos hacer lo mismo o más cuando salgamos de viaje. No importa donde sea.

POPURRí DE CONSEJOS PARA TENER EN CUENTA

47. El wifi está bastante extendido en Venecia, tanto en la ciudad principal como en las islas, pero raras veces uno encuentra una señal abierta (sin contraseña). Todos los hoteles y restaurantes te dan su clave del wifi cuando te hospedas o comes en ellos, y suele funcionar bastante bien. En la calle también hay numerosas áreas con conexión a internet en plazas, monumentos y, en definitiva, lugares emblemáticos de la ciudad. Pero eso sí, nunca de manera gratuita. Para poder conectarte a esa señal “pública” es necesario comprar el acceso por días. En la web de Venezia Unica se puede contratar este servicio para 24, 72 horas y una semana de duración por 5€, 15€ y 20€ respectivamente.

Mapa de puntos de acceso wifi en Venecia

48. El tema de los baños públicos es peliagudo. La ciudad los tiene pero son todavía pocos (y no reciben un cuidado acorde al lugar), a menudo es una odisea encontrarlos y, para colmo, vienen a costar entre 1,5 y 3 euros, en función de la temporada. Existe, de hecho una WC Card, pero no merece mucho la pena.  He aquí un mapa con la situación de los baños públicos gestionados por Centro Servizi Veritas:

Mapa de aseos públicos en Venecia (WC)

Aún así lo ideal al respecto es aprovechar las visitas turísticas que se hagan a museos y ciertos monumentos (en las iglesias no hay baños pero en los palacios sí) para aprovechar a hacer nuestras necesidades en sus propios aseos. En cuanto tengamos un WC gratis a nuestra disposición (hotel, restaurante donde vayamos a comer, museo de turno…) conviene darle uno para ahorrar unos eurillos.

WC de Venecia

49. No resulta necesario llevar un adaptador para los enchufes, ya que nos sirven los mismos que en el resto de países europeos. Funcionan con 220 voltios y se trata de la misma clavija. Por lo tanto, un problema menos en el que pensar.

En Georgia se utilizan los enchufes típicos europeos

50. Cuando se accede a lugares religiosos en Venecia normalmente suelen verse carteles que exigen un mínimo de recato a la hora de vestir. Generalmente en una ciudad tan turística como ésta resulta extraño encontrar a alguien que te diga nada, aunque vayas con pantalones cortos o camisetas de tirantes, pero sí conviene tenerlo en cuenta. Seguramente en Roma sean más estrictos en este aspecto.

Y hasta aquí esta guía con 50 consejos prácticos para viajar a Venecia. Esta ciudad da para muchos más, por supuesto, así que os animamos a que completéis este artículo con vuestros comentarios. Seguro que quienes están planificando un viaje a Venecia lo agradecen.

Sele en Venecia

¡¡Venecia bien vale un gran viaje!!

Sele

+ En Twitter @elrincondesele

+ Canal Facebook

+ Instagram @elrincondesele

PD: No os perdáis los artículos dedicados en este blog a ese bello país llamado Italia.

email

12 comentarios en “Guía con 50 consejos prácticos para viajar a Venecia

  1. Hola José Miguel, me ha gustado mucho tu post. Nunca había leído uno tan detallado sobre Venecia, lo has explicado absolutamente todo. Nosotros fuimos en el mes de Julio a visitar Venecia 1 día. Fuimos en coche propio y lo aparcamos en uno de los parkings de pago que comentas. Allí fuimos en Vaporetto y nos bajamos en una parada al azar. Nos sorprendimos porque recorrimos callejuelas sin nadie en pleno mes de julio. Así que como dices, ¡recorrer una Venecia más relajada y auténtica es posible!

    1. Muchas gracias chicos! Y llamadme Sele!!! Eso de José Miguel me suena muy raro jejeje

      Yo también estoy convencido de que recorrer una Venecia más relajada y auténtica es posible. Pero hay que salir a buscarla.

      Un saludo!!

      Sele

  2. Hola Sele. En estos tiempos que vivo en que no puedo viajar. Siempre es como un soplo de aire fresco. Leer t magnífico blog. Un saludo

  3. EXCELENTE COMENTARIOS SOBRE TODO LO QUE NECESITA, PREGUNTA Y TIENE DUDAS EL TURISTA. CON EXPLICACIONES MUY CLARAS Y CON UN VOCABULARIO COMÚN PARA LA COMPRESIÓN DE TODA LA GENTE… EN GENERAL. VISITÉ VENEZIA EN EL 2014, PERO AHORA COMPRENDO QUE ME PERDÍ UNA SERIE DE COSAS POR CARECER DE CONOCIMIENTOS.. HOY PIENSO QUE TENDRÉ QUE VOLVER. MUY BUENO TODO Y GRACIAS|DESDE ARGENTINA

    1. Hola Mirta,

      Te agradezco mucho tus comentarios. La idea de este tipo de guías es esa, ponerle la cosa más fácil a los turistas que visiten ciudades como Venecia. Es información que a mí me gustaría tener antes de marcharme. Lleva bastante trabajo documentar todo esto pero el resultado creo que merece la pena

      Gracias por leerme desde Argentina!!

      Sele

  4. Gracias.
    Por tantos consejos; te tengo añadido en favoritos y siempre te consultamos para una escapada casi siempre por Europa.
    En mayo iremos a Venecia y te acabo de leer, no te falta un detalle.

    Solo quería darte las gracias por tu dedicación.
    Gracias Sele.

    1. Hola Felipe,

      Tenía muchas ganas de escribir algo detallado y lo más completo posible sobre Venecia. Sé que este tipo de artículos, aunque me llevan muchísimo tiempo elaborarlos, os gustan y os vienen bien a quienes viajáis a estos destinos. Sólo los hago de lugares que conozco bien, con cierta profundidad para atreverme a escribir una guía. Y era momento de hacerlo con Venecia.

      Me alegra que te haya gustado!! Gracias por tu comentario y feliz viaje a Venecia!!!

      Sele

  5. Muy buenas tus recomendaciones Sele ! yo fui varias veces a Venezia, y siempre se conoce algo nuevo. Te escribo de Argentina, y te sigo desde hace un par de años. Recuerdo haber ido a un restaurant en la isla del Lido, Trattoria Pancin, tenía de adornos radios antiguas, un lugar chico, pero comimos muy bien ! fue hace bastante tiempo, no sé ahora, estaba frente a un pequeño canal. Muy lindo lugar y buena comida ! Saludos !!

  6. enhorabuena por tu post Jose Miguel. diría que es el mejor de los que he visto. anotado queda todo para mi próximo viaje a Venecia. gracias por tu gran ayuda.
    esther

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *