Este verano nos vamos a Uzbekistán y las Repúblicas Bálticas

Blog

Este verano nos vamos a… Uzbekistán y a las Repúblicas Bálticas

Print Friendly, PDF & Email

Dos viajes en uno. Dos aventuras muy diferentes con las que echarle en guante a un verano que se presume caliente. Repartiremos tres semanas para viajar en primer lugar a Uzbekistán (11-24 de julio), donde indagaremos en esta perla de Asia Central involucrada en el fenómeno de la Ruta de la Seda y, en segundo lugar, a tres pequeños países bañados por el Mar Báltico como son Estonia, Letonia y Lituania (24-31 de julio), con sus elegantísimas capitales declaradas Patrimonio de la Humanidad. Sensaciones y retos distintos sin solución de continuidad, unidos por las mismas ilusiones y unas mochilas que esperan volver llenas de experiencias mágicas en unos destinos que pueden aportarnos un viaje puro e intenso.

Hace tiempo que tenemos los billetes de avión y que comenzó la fase de lectura y repaso de la documentación existente, sobre todo, en la red. Las ideas son aún mentales y faltan por plasmar en un plan establecido, pero para eso contamos con las próximas semanas. Tenemos hasta el mismo día 10 de julio para llevar a cabo los preparativos con los que sacar un mayor partido a estos destinos. Quienes lo tienes más claro que nosotros son los lectores de elrincondesele.com que, a partir de las pistas dejadas en el último post, acertaron cuál iba a ser el viaje del verano. Aunque sólo hay un ganador, el más rápido y certero en sus resupestas.

UZBEKISTÁN

Mucha gente que me conoce, lo sabe. Sueño con conocer Samarcanda desde que era un crío. Esas cúpulas color turquesa, esas mezquitas decoradas en medio de laberintos que parecen estar levantados con barro… y la Ruta de la Seda como fondo de un viaje al centro de la historia entre culturas. Además de la seda, el marfil, las especias y las piedras preciosas se hacían intercambios más importantes que no se podían tocar de las manos como, por ejemplo el Saber. En tiempos en los que cien kilómetros eran un mundo, unir China con Europa era una empresa dificilísima de consecuencias extraordinarias.  Y las ciudades que nacieron en ese camino de caminos brotaron como oasis en medio de un inhóspito desierto. Ahora son auténticos tesoros esperando recobrar su esplendor siglos después. Así aparecen Samarcanda, Bukhara, Khiva y otras muchas capaces de poner el vello de punta a los viajeros más experimentados.


Cuadro que recrea una panorámica de la ciudad uzbeka de Bukhara

Aún no tenemos prevista la ruta en este país de Asia Central que más de uno no sabría situar en un mapa, ni siquiera pronunciarlo correctamente. Pero seguro es que tendrá de todo un poco para poder captar la esencia de la Ruta de la Seda, además de las ciudades monumentales, los senderos desérticos, el enigmático Mar de Aral o las yurtas de quienes aún siguen viviendo como nómadas.

ESTONIA, LETONIA Y LITUANIA

Dado que contaremos tan sólo con una semana nos centraremos en las tres capitales de los tres países, que son Tallin, Riga y Vilna (también dicho Vilnius). Aún así, en el camino de aproximadamente 600 kilómetros que une a las tres ciudades, nos detendremos en otros lugares que consideremos puedan valer la pena como, por ejemplo, la colina de las cruces o el castillo de Trakai, ambos en Lituania, aunque aún estamos recopilando información al respecto para poder hacer una ruta lo más completa posible.

Riga la conocí hace varios años y me encantó, por lo que estoy convencido que Tallin y Vilna nos gustarán a los dos. Y además, visitar los países del norte de Europa en julio cuenta con una ventaja que es que tienen muchas horas de sol. Por ejemplo, en Tallin anochecerá por esa época a las diez y media aproximadamente. Así nos cundirá el tiempo a la fuerza!!

Y EL GANADOR DEL CONCURSO ES… ISAAC MARTÍN (CHAVETAS.ES)

A las nueve de la mañana del jueves 19 de mayo fue publicado el post con las pistas acerca de este viaje. Casi dos horas más tarde ya había un acertante de los cuatro países. Isaac, el responsable de la web de viajes Chavetas.es y, sobre todo, un buen amigo que conocí virtual y personalmente gracias a nuestra pasión de “viajar y contarlo”, dio primero con las respuestas, razonándolas sin que nadie pueda poner un solo “pero” a sus explicaciones. Y palabra que yo no le había contado nada de este viaje absolutamente a nadie salvo a las familias de Rebeca y mía. No jugó con ninguna ventaja, de hecho antes que él hubo quienes se acercaron mucho y no terminaron de rematar la faena…


Isaac fue uno de los miembros del Weekend viajero a las ciudades inglesas de Bath y Bristol.

Sobre el premio, Isaac ha escogido la fotografía “Hombre Santo” tomada en India en la primavera de 2009. Me contaba ayer mismo el porqué de esta foto que, personalmente es mi preferida (la llevo siempre a las Exposiciones y la tengo en mi casa puesta en lugar privilegiado):

<<La razón es porque cada vez que la vemos la asociamos con El rincón de Sele, y nos encantaría colgarla en casa y tenerla firmada como símbolo de nuestra amistad que ya tenemos desde hace años y que durará toda la vida>>

Las pistas eran numerosas y bastaba con ir tirando del hilo para obtener la solución en un tiempo no demasiado largo. A continuación descrifro todas y cada una de ellas para darle sentido a los destinos mencionados (mis comentarios en negrita):

+ Salida el 10 de julio y regreso el mismo 31.
+ La 1ª parte será la más larga, de dos semanas. La 2ª en cambio tendrá una duración de una semana.
+ Para llegar a ambas “etapas” utilizaremos el avión. Volaremos desde Madrid a Riga (Letonia), de Riga a Tashkent (Uzbekistán) y viceversa.
+ Hay más de un país de por medio entre una etapa y otra. Incluso de dos…  A Uzbekistán y a las Repúblicas Bálticas le separan por el norte Kazajistán y Rusia.
+ De todo lo que veamos, sólo habrá una ciudad en la que yo haya estado anteriormente. Para Rebeca en cambio todo será nuevo. Estuve en Riga en el verano de 2005, donde tomamos el primer tren hacia Rusia para hacer el Transmongoliano. Rebeca, en cambio, nunca ha estado allí.


En Riga en los comienzos de ese viaje Transmongoliano que tanto me marcó

PISTAS  Y SOLUCIONES SOBRE LA PRIMERA ETAPA:

+ Es un sólo país, pero lo suficientemente jugoso para sacarle partido en dos largas semanas. Simplemente un dato temporal poco trascendente.
+ En los JJOO de Barcelona no participó con la misma bandera que tiene ahora. Las repúblicas ex-soviéticas, salvo las Bálticas, participaron en las Olimpiadas del 92 bajo el nombre de “Equipo Unificado”, con un estandarte que las agrupaba a todas. Por tanto no compitió siendo Uzbekistán ni con su bandera actual.
+ En los JJOO de Munich no participó con la misma bandera que utilizó en Barcelona. Obviamente era parte de la URSS y lo hizo bajo su bandera.
+ En este país no creo que sea demasiado fácil encontrar un lugar donde tomar un zumo de mango o papaya. Siendo un país tan árido, no creo que abunden las frutas tropicales. Esta pista la puse para alejar la idea de que se trataba de un país tropical.
+ Las palabras “jade”, “arena”, “turquesa” o ”veneciano” pueden tener un cierto sentido si se habla de él. El jade fue una de las mercancías con las que se comerciaba en la Ruta de la seda. Arena induce a desierto, aridez. Turquesa es el color de las cúpulas de las mezquitas y madrasas (no hay más que ver fotos de Samarcanda, Bukhara o Khiva). Veneciano está referido al gran Marco Polo, que viajó por la Ruta de la Seda y se detuvo en el actual territorio uzbeko.

Imagen de la ruta de la Seda

+ Deberíamos viajar muy lejos para avistar delfines o ballenas. Y aún así estoy convencido que veremos mar… Claro que veremos mar, el Mar de Aral. Lo que sucede es que éste es un lago, un mar interior, y además que se seca a pasos agigantados. Así que delfines y ballenas, como que no es posible.
+ Tiene más de dos lugares Patrimonio de la Humanidad. En realidad tiene cuatro, que son los centros históricos de Samarcanda, Bukhara, Khiva y Shakhrisyabz.
+ Nueve de cada diez personas seguramente no sabrían situarlo en el mapa con exactitud. No tenéis más que hacer la prueba vosotros mismos y veréis que esta media se cumple. Incluso diría que he sido generoso con las proporciones.
+ Cuando dijimos a nuestras madres “Este verano nos vamos a….. ” nos pusieron caras raras. Cuántas veces se oye eso de me voy a veranear a Torrevieja, Benidorm, a la costa, al pueblo, un viajecito a Italia… Pero entended los gestos de nuestras madres cuando dijimos que en verano nos íbamos a Uzbekistán…
+ Linda con países por tierra en el norte, sur, este y oeste. Al norte y al oeste con Kazajistán, al sur con Turkmenistán y Afganistán, al este con Kirguizistán y Tajikistán. Es el corazón de Asia Central…
+ Cualquier día de estos me escapo un rato de la oficina para hacer ciertos trámites. Para eso, de todas formas, es una suerte vivir en Madrid. Esta pista podía servir para descartar entre los estados de Asia Central que no tuvieran Representación diplomática en Madrid.
+ Si quisiéramos tomar el metro al menos una vez, podríamos hacerlo. Tashkent, la capital del país, es la única ciudad de toda Asia Central que tiene metro.
+ Es el origen de una autoridad en medicina influyente durante un largo tiempo más allá de este área. Avicena, autor del Canon de medicina, nació en una localidad próxima a Bukhara.

PISTAS Y SOLUCIONES DE LA SEGUNDA ETAPA:

+ Veremos algún que otro atardecer habiendo hecho la digestión. Seguro, sobre todo teniendo en cuenta que el sol cae en Tallin a mediados de junio a eso de las diez y media de la noche.
+ Tendrá más de un país y menos de cuatro. En realidad tres: Estonia, Letonia y Lituania.
+ Aún no sé si nos vamos a mover en tren, en autobús o si alquilaremos un coche para ir donde queramos. Sirve para aclarar que hay red ferroviaria y que es posible alquilar vehículos sin conductor.
+ Si yo fuera de uno de estos países el Rincón de Sele quizás sería el Rincón de Seleas. Los nombres masculinos en Lituania terminan todos en -as. Salvo alguna excepción que existe en la que hay un -us.
+ Si varios millones de personas juntan sus manos pueden lograr libertad. Se demostró una vez que sí es posible. Esta pista era definitiva. Cuando cayó el Muro de Berlín y el comunismo estaba a punto de morir en Europa, más de dos millones de personas hicieron una línea con sus manos desde Tallin hasta Vilna, pasando por Riga, para demostrar su unión y su deseo de escindirse de la URSS para ser independientes. Imaginad más de 600 km seguidos de personas juntando sus manos.
+ Se pronuncian normalmente sus nombres casi de forma indivisible. Suelen ir siempre juntos “Estonia, Letonia y Lituania”.
+ Salvo una excepción, tendremos que hacer cálculos monetarios. Letonia y Lituania tienen su propia moneda, mientras que Estonia funciona con euros desde enero de 2011.
+ Nueve franjas de colores donde no falta el blanco y el amarillo. Aunque hay otros más. Cada bandera tiene tres franjas. En total son nueve. El blanco está en el estandarte de Estonia y Letonia. El amarillo en el lituano.
+ El mar baña las costas de todos estos países. Sí, lo hace el Báltico. De hecho se conoce a estos países como Repúblicas Bálticas.
+ Si hubiese que escoger una vocal, ésta sería la “i”. Estonia, Letonia, Lituania, Tallin, Vilna, Riga. No es necesario decir más…

¿CÓMO SURGIÓ ESTE VIAJE?

Este tipo de cosas surgen a veces de la más pura casualidad. Nuestra intención original era dar el salto a América Latina y viajar a Perú, Ecuador o Bolivia. Pero este año estábamos “exigidos” a tomarnos las vacaciones en el mes de julio y cuando quisimos buscar vuelos nos encontramos con la realidad. Los precios de los billetes de avión no sólo a estos países sino a toda Sudamérica en junio, julio y agosto eran prohibitivos, duplicando incluso nuestro presupuesto previsto para el transporte (Lima:1300€). Dudamos si esperar o buscar alguna ganga de última hora, pero entonces empezamos a investigar otras alternativas. Un día, contrastando precios por internet, me dio por mirar una opción que pensaba iba a salirse también de madre. Mucho tiempo llevaba mirando vuelos a Tashkent y esa vez lo hice por probar.

Entonces encontré una opción interesante y bastante más barata (600€) que se ajustaba a lo que podíamos desembolsar en ese momento que consistía en volar con Air Baltic dirección Riga y una vez desde allí hacerlo a la capital uzbeka. Pero trasteando nuevamente comprobé que podíamos regresar a Riga, quedarnos unos días (en este caso una semana) y regresar a Madrid por muy poco más. Todo contratándolo como “multidestino”, es decir, no hacer un Tashkent – Madrid con escala en Riga sino un Tashkent-Riga y Riga Madrid. Y apenas por unos euros más.

Tantos años queriendo ir a Uzbekistán y por fín lo tenemos casi a la vuelta de la esquina. Será tremendamente especial. Y además podremos visitar los Países Bálticos en un mes en el que es de día prácticamente todo el tiempo.

De esa forma lograremos hacer dos viajes diferentes y a dos áreas que estamos deseando conocer. Ha sido, en parte, inesperado, pero os aseguro que tengo una ilusión inmensa por la aventura que llevaremos a cabo en julio. No veo el momento de situarnos en el centro del Registán (Samarcanda) y observar detenidamente lo que un día emocionó a mismísimo Marco Polo.

Lo mejor de todo es que los viajes continúan en….

www.elrincondesele.com

Un saludo!

Sele

24 Respuestas a “Este verano nos vamos a… Uzbekistán y a las Repúblicas Bálticas”

Deja un comentario