Rumbo al norte de Islandia

Hace algunos años, mientras hacía la ruta circular por Islandia en coche, me topé con en el norte del país con un fortísimo temporal de nieve y viento. Lo que en el sur de Islandia había sido muy fácil y soleado, el norte se convirtió en una auténtica pesadilla. Hielo en la carretera, nieve cayendo de manera horizontal, visibilidad reducida en exceso (tanto que pasé por varias cascadas como Goðafoss que sólo pude escuchar y no ver). Hubo un momento que darse la vuelta o continuar era igual de peligroso y me quedé varias veces tirado con el coche, cosa que con ayuda y una pala en el maletero pude ir subsanando. Hasta que no llegué a los fiordos del este, justo poco después de toparme con un grupo de renos que cruzaban el río tan acostumbrados al clima duro islandés, no me sentí a salvo. En ese momento me dije que esa cuenta pendiente me la tenía que cobrar algún día y que volvería, nuevamente en solitario, a cubrir los tramos que me lo habían puesto tan difícil.

Renos en Islandia

Ahora regreso al norte de Islandia para cerrar definitivamente esta aventura. Deseo visitar los Goðafoss, Detifoss, Myvatn, Akureyri y compañía sin el blanco opaco y resbaladizo que tuve delante todo el tiempo. Además aprovecharé a conocer los fiordos del oeste, la península de Snaefellness y, por fin, regresar habiendo sido testigo de una Islandia a todo color, sin haber tenido que depender de la máquina quitanieves para avanzar. ¡Allá voy! 

Un viaje al norte de Islandia con cuentas pendientes

En aquel viaje a Islandia de 2015 bordear la península de Vatnsnes es lo único que me permitió su áspero norte. Allí, mientras rendía mis respectos a Hvitserkur, una composición basáltica que emerge del mar y que recuerda a un rinoceronte bebiendo agua, o miraba a la cara a varias focas que merodeaban la costa, empezó a nevar. Pero lo que eran unos copos ligeros se convirtió en el temporal de nieve más fuerte al que jamás había podido asistir. Adiós por entonces a mi sueño de ver auroras boreales y hola a unas jornadas de “no mires atrás y avanza” que hizo que mis recuerdos del área más septentrional de Islandia sean para mí una pantalla de color blanco al otro lado del cristal. ¡Pero eso se ha acabado! O, al menos, eso espero. Ya se sabe que la climatología islandesa es un tanto caprichosa.

Así estaba la entrada a mi alojamiento en Laugar (Norte de Islandia)

El viaje lo comienzo en Akureyri, la capital norteña, tras hacer una breve escala en Reykjavík y tomar un vuelo doméstico. Desde allí me movería con el coche para disfrutar de muchas de las cosas que me quedaron pendientes en el último viaje. Espero poder darme un baño en Myvatn, asomarme al océano de ballenas de Husavík y estremecerme con el rugido de Detifoss, considerada la cascada más potente de Europa. O bordear el cañón de Asbyrgi para después poner rumbo a los fiordos del oeste y volverme loco con los frailecillos de Látrabjarg (me conformo con que sea tan increíble como todo el tiempo que pasé rodeado de frailecillos en Dyrhólaey). La península de Snæfellsnes también entraría en la ruta.

Frailecillos de Dyrholaey (Islandia)

A mi aire en coche de alquiler

En esta ocasión mis pasos me han llevado a volver a contratar un viaje tipo “a tu aire” con Islandtours, la mayor experta en el destino, en el que ya tengo los vuelos, el coche de alquiler, los hoteles donde me hospedaré y un montón de consejos en torno a la ruta que puedo seguir en estos días. Os recuerdo que si vais con ellos como es mi caso y hacéis algo tan fácil como mandar vuestros datos en el formulario que encontraréis en 50 consejos prácticos para viajar a Islandia o Guía de lugares increíbles que ver en el sur de Islandia), por ser lectores de El rincón de Sele en el caso de contratar definitivamente el viaje, contaréis con una excursión de regalo (safari de auroras boreales o frailecillos). ¡Dicho queda!

Mi coche de alquiler en el viaje a Islandia de 2015

Sígueme por el norte de Islandia

En este viaje sí que contaré con internet, dado que en Islandia no hay roaming desde hace un año y llamar o conectarse a internet se puede hacer perfectamente sin coste adicional. Así que procuraré llevaros conmigo por unos días al norte de Islandia a través de las redes sociales de El rincón de Sele Facebook, Twitter e Instagram. Vista la buena acogida de los stories del último viaje al Tíbet, procuraré seguir haciendo minivídeos y no descarto hacer algún directo en Instagram y Facebook. ¡Prometo intentarlo!

Instagram de El rincón de Sele

El hashtag de para twitter e instagram será #IslandiaNorte. ¡Espero me acompañéis!

Sele en la Laguna Jokulsarlon (Islandia)

Ahora sí. Marcho para Islandia para cerrar cuentas pendientes. Si el tiempo no lo impide…

Sele

+ En Twitter @elrincondesele

Canal Facebook

Instagram @elrincondesele

email

Un comentario en “Rumbo al norte de Islandia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.