Y nuestra luna de miel será en… ¡Vietnam y Luang Prabang!

A escasos días de nuestra boda tengo que reconocer que tengo un cosquilleo en aumento muy próximo a lo que algunos denominan como “nervios de infarto”. Está a punto de abrirse una página en el libro de nuestra vida bastante interesante. Ya el hecho de tener un día entero para estar con nuestra gente, aflorar sentimientos y divertirnos hasta hartar es del todo motivante para mí. Pero saber que dos días después de la ceremonia nos escaparemos raudos y veloces con nuestro equipaje a otra parte me vuelve absolutamente loco. La luna de miel nos deja su dulzor en los labios y, tras darle muchas vueltas y mirar múltiples opciones, hemos diseñado un viaje por libre deseado por los dos y hecho a nuestra imagen y semejanza.

¡Nos vamos a Vietnam!

En las próximas semanas recorreremos Vietnam de norte a sur e indagaremos en el corazón espiritualmente puro de Laos, Luang Prabang, para ver si es cierto eso que dicen que el cielo existe. Estamos muy ilusionados por vivir esta nueva aventura en ese Sudeste Asiático tan inagotable del que es imposible no enamorarse.

Han pasado ya diez meses desde que en Lisboa le pedí a Rebeca se casara conmigo. ¡Vaya si ha sido rápido! Tanto que la boda ya está aquí, es este sábado 13 de septiembre, y nos hallamos en lo que viene siendo el remate, los dichosos “últimos preparativos” que tan bien comprenden quienes ya han superado antes por esta fase. Que si esta mesa debe ser más grande, que si éste no viene a final, que si menganito se ha apuntado a última hora, que si no me va a cerrar bien el traje, que si el hombre del tiempo ha dicho en la tele que puede que llueva…

Por fortuna hay otra faceta menos estresante y más gratificante para preparar. Y esa es la luna de miel. No requiere de damas de honor, madrinas, padrinos ni de anillos únicos. Pero sí de lecturas obligadas, disecciones de rutas en mapas varios y de darle ese toque que lo hace diferente a cualquier viaje. Un poco (o un mucho) de los dos tiene que estar en esta aventura.  Al fin y al cabo se supone es una de esas cosas que se piensan para una vez en la vida. Repito, “se supone”.

¿Por qué Vietnam? ¿Por qué Luang Prabang?

¿Y por qué no? Tanto Rebeca como yo somos unos auténticos apasionados de Asia. Vietnam es un destino que tenemos en mente desde hace muchísimo tiempo y Luang Prabang es esa postal ideal e idealizada de quienes de verdad aman este continente. Es cierto que vamos a darle una vuelta de tuerca considerando que se trata de una luna de miel y vamos a tener un poco más de presupuesto. Esta vez no hemos pensado dormir en la estación o regatear en la pensión Loli de turno. Laos y Vietnam son suficientemente económicos para permitirnos vivir un poco mejor y disfrutar también de una habitación acorde a la ocasión e incluso permitirnos más caprichos de la cuenta. Sabemos que se puede dormir por 5 ó 10 dólares la noche en muchos sitios pero por gastarnos 20$ o 30$ no vamos a irnos a la ruina. Estamos mirando (porque no hemos cerrado muchas cosas) algunos alojamientos con encanto, con cierto toque romántico y tengo que decir que lo complicado es decidirse.

Pintura de la Bahía de Halong (Vietnam)

Vietnam es uno de esos países que se nos llevan resistiendo muchos años. Siempre hemos soñado con navegar por la Bahía de Halong, fotografiar esos arrozales que son poesía para los ojos y ponernos morados de comida vietnamita. Tras hacer el Mekong en Camboya en solitario reconozco me apetece muchísimo pasar al delta y surcar las nueve colas de un dragón indomable. Y de la misma manera surgen nombres como Hué, Hoi An, Hanoi, las ruinas Cham y un largo etcétera de destinos con los que cuenta el país vietnamita.

Por otro lado Luang Prabang es un viaje al concepto budista en Laos, con más de 50 templos, gente adorable y una atmósfera que grandes viajeros siempre han confesado que lo convierten en “el retiro ideal”. Es una de las caras más amables y especiales del Sudeste Asiático y le da un toque muy apetecible al viaje. Es cierto que la combinación ideal para Vietnam son los templos de Angkor, pero al haber estado allí hace unos pocos años hemos preferido dedicar esta variante a una más que interesante ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1995.

Monjes budistas (foto tomada en Phom Penh, Camboya)

El 13 de septiembre ya está aquí. Y dos días después…

Rebosantes de ilusión ultimamos la que esperamos sea la mejor fiesta de nuestra vida. Y, por supuesto, uno de esos viajes que recordaremos siempre.

Tenemos hashtag para la boda #BodaSeleRebe donde el sábado cuando podamos trataremos de subir alguna foto para que de una forma estéis con nosotros ese día. Aunque seguro que algunos invitados aportarán también su visión de la jugada 😉

¡Muchas gracias por estar siempre con nosotros!

Sele

PD: Estoy hecho un flan… pero feliz

 

email

16 comentarios en “Y nuestra luna de miel será en… ¡Vietnam y Luang Prabang!

  1. Enhorabuena Sele, Rebeca!

    Espero que seáis mucho más felices que ahora mismo!
    (cosa, que tiene que ser muy muy complicada)

    El listón de la felicidad, ya está muy alto.

    Os deseo lo mejor.

  2. Por cierto, que curioso. Me casaba el 29 de Agosto y nuestro viaje, también era a Vietnam (y Camboya). Hubiéramos coincidido en el país. 😉

    Aunque, por motivos laborables hemos tenido que pos-ponerlo para el año que viene.

  3. Muy buena elección!!!! Vietnam está el país que más me ha gustado y con diferencia de los que he visitado! Es fascinante!!
    Disfrutad de cada instante de la boda que es un día que se pasa aún más volando que los meses que han pasado desde que te declaraste!! 😉

  4. ¡¡¡Enhorabuena pareja!!! Os deseo todo lo mejor.
    En cuanto al viaje, ambos son destinos fantásticos. Los paisajes de Vietnam son los más impresionantes que he visto en todos mis viajes por Asia y qué decir de Luang Prabang, desde luego es un retiro ideAL. A Laos vuelvo seguro!!!

    Un abrazo para los dos!

  5. Enhorabuena por la boda!!! tenía curiosidad por saber dónde iríais de luna de miel teniendo en cuenta todo lo que ya habéis visitado!!! Nosotros hemos recorrido media Francia de vuestra mano, y como compañeros de viaje os deseamos mucha felicidad en este nuevo viaje que es la vida de casados!! que lo disfrutéis muchísimo, tanto el día como la luna de miel!!!

    1. GRACIAS GRACIAS GRACIAS a tod@s!! También habéis formado parte de esta aventura fabulosa. Ha sido un día maravilloso muy por encima de nuestros sueños y nos habéis acompañado de una forma u otra. Os queremos!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *