Tras la senda del oso pardo en Asturias. ¡Vuelven los viajes de autor!

Tras varios meses de hibernación forzosa debido a la crisis del coronavirus parece que empezamos a ver la luz. Poco a poco y sin relajarnos, eso sí, ya que nos jugamos demasiado. Muchos proyectos por entonces quedaron relegados en el tiempo esperando un mejor momento. Pero vuelve a hablarse de turismo, de dejar nuestras casas desde un estricto confinamiento para conectarnos de nuevo con el exterior al que tanto hemos añorado. Y van surgiendo planes, poco a poco. De ahí que me gustaría dar la noticia de que regresan los viajes de autor con los que poder, nuevamente, descubrir destinos singulares con amantes de los viajes quienes además leen este veterano blog, El rincón de Sele. Y nada de virtualidad, compartiendo en vivo lugares, esencias, aromas y sabores, soltando la adrenalina que sólo permiten las grandes vivencias. Y, dada las circunstancias, ¿por qué no volver a emprender este camino juntos por medio de una escapada corta por España? ¿Y si además es a través de una de las mejores experiencias de naturaleza posibles? Te estoy preguntando si quieres venirte conmigo a seguir la senda del oso cantábrico en Asturias, el hogar preferido de estos grandes animales.

Oso pardo cantábrico

La propuesta es sencilla. El Parque Natural de Somiedo es el entorno idóneo para la observación del oso pardo cantábrico. Por lo que entre el 25 y el 27 de septiembre hemos previsto conformar un pequeño grupo para conocer este paraíso montañoso y bajo la premisa de avistar junto a expertos locales, buenos conocedores de la zona, la especie más majestuosa de la fauna ibérica. O, al menos, intentarlo.  Leer artículo completo ➜

Peratallada, un viaje a la Edad Media en la Costa Brava

Si alguna vez me preguntan cuál es el pueblo catalán más bonito que he visto en mi vida diré que aún me quedan muchos viajes a Cataluña para descubrirlo. Pero si me vuelven a insistir , aunque sea un poco, probablemente deba mojarme para confesar que para mí Peratallada, ubicado en la comarca gerundense del Baix Empordà, lo que viene a ser Costa Brava tierra adentro, se trata del pueblo medieval más hermoso y auténtico de cuantos he visitado en este territorio. Quizás sea porque allí mi reloj no sumó minutos sino todo lo contrario, se atrasó una madeja de siglos para convertir una escapada ampurdanesa en todo un viaje a la Edad Media.

¿Qué ver en Peratallada? Lugares que visitar en Peratallada (Bajo Ampurdán, Cataluña)

Sus laberínticas calles de piedra, su castillo de cuento y las enredaderas estrangulando muros y ventanas recuerdan a lo mejor de la Toscana. Son escenarios de los libros de caballerías, con ese repique solemne de campanas, ese chirriar de espadachines imaginarios y el perfumado aroma de las buganvillas colándose en los callejones. Peratallada bien vale un viaje en el tiempo.  Leer artículo completo ➜

El otro Gijón III (La buena vida)

Tras hablar en anteriores capítulos de algunas facetas un tanto “extraurbanas” del concejo de Gijón como, por ejemplo, formar parte de una de las ramas más interesantes del Camino de Santiago, así como acariciar el mar en el extremo septentrional de la Vía de la Plata o guardar en su territorio estupendas muestras de románico popular. Y de rastrear su increíble pasado a través de sus yacimientos arqueológicos más importantes, veo el momento de detenernos para saborear la buena vida gijonesa atrapando aromas y sensaciones profundas en el paladar o mediante la simple y llana contemplación sin prisas del entorno que nos rodea. Il dolce far niente expresado de distintas formas.

Barrica de Sidra de Casa Trabanco y el Valle de Lavandera (Gijón)

Propongo, en esta ocasión, liberarnos de cualquier tipología de stress que pueda invadirnos con remedios naturales como un bucólico paseo (libro en mano) en un jardín de época, asistir a una exposición de pintura en una mansión indiana, probar los mejores platos de la gastronomía asturiana en restaurantes con solera, espichar una barrica de sidra en un llagar y encontrarnos con nosotros mismos en un hotel rural con encantoLeer artículo completo ➜

Guía práctica de un viaje a los castillos del Loira

Un viaje al Valle del Loira me parece la excusa perfecta para subirse a la máquina del tiempo y retroceder a los siglos que antecedieron y legitimaron la Revolución francesa. Este se trata un este enclave dorado del país galo donde brotaron imponentes y lujosos castillos los cuales nutrieron a base de bien el ego de monarcas y cortesanos muy amigos de llevar su poder hasta el exceso. En ambas orillas del río Loira (La Loire en francés), así como en sus afluentes, se da una concentración de châteaux o residencias palaciegas difícil de encontrar en otras regiones de Europa. En los Siglos XVI y XVII los reyes y la nobleza de Francia entendieron que el poder se medía más en la riqueza y la ostentación que en un ejército, en ser vencedores por el mero hecho de estar rodeados de una monumentalidad incomparable, sólo asequible a aquellos dioses vestidos de sol y absolutismo. Por eso, en el centro de poder de Francia en la Edad Moderna se vivió un juego de intrigas y de “yo más que tú” que incluso absorbieron los conceptos del Renacimiento italiano de cara arrimar el arte a la monarquía. Hoy en día la fuerza de la Ruta de los Castillos del Loira explica por sí sola todo aquel período y nos hace partícipes de aquella batalla por el poder real.

Castillo de Chaumont (Valle del Loira, Francia)

Hace algún tiempo tuve la fortuna de realizar un viaje a los castillos del Loira y recorrer la región central del valle adentrándome tanto en estas construcciones sin igual como en las ciudades y pueblos que envejecen como los mejores vinos, con buen aroma y mejor sabor. A continuación os cuento las particularidades de este recorrido con el que reunir información de interés en una breve guía prática donde poder plasmar un viaje imprescindible en Europa. Leer artículo completo ➜

Los pueblos más bonitos que ver en Castilla-La Mancha

Me apasiona el turismo de interior, con esas escapadas en coche o en cualquier medio que se precie las cuales se planifican con poco tiempo de antelación y terminan siendo un soplo de aire fresco con el que romper con el día a día. Viviendo en Madrid suelo recurrir bastante a Castilla-La Mancha, un territorio suficientemente amplio como para no terminarlo nunca y suficientemente atractivo como para mostrar orgullosa ese rostro bien perfilado por Cervantes en su carácter, sus paisajes y sus pueblos. Precisamente sobre este último aspecto, los pueblos, me gustaría incidir hoy por medio de una selección de “bellezas” que aviso está cargada de subjetividad. Tras recorrer en múltiples ocasiones esta comunidad autónoma creo poder estar en disposición de contaros cuáles son, bajo mi humilde punto de vista, los pueblos más bonitos de Castilla-La Mancha y en los que he tenido la suerte de estar.

Selección de los pueblos más bonitos de Castilla-La Mancha. En la foto una calle de Villanueva de los Infantes

¿Cuáles son los pueblos más hermosos y llamativos que ver en Castilla-La Mancha? No os perdáis esta lista de quince recomendaciones rurales que pueden merecer una visita y para los que no cabe decepción alguna.  Leer artículo completo ➜

12 cosas que ver y hacer en Sevilla (Guía para primerizos)

Arturo Pérez-Reverte en La piel del tambor describía Sevilla como “una superposición de historias, de vínculos imposibles de explicar unos sin otros” y como un “rosario de tiempo, y sangre, y rezos en lenguas diferentes bajo un cielo azul” donde resulta fácil abstraerse de todo para escuchar incluso hablar a las piedras supervivientes de una historia sin igual. La primera vez que uno ve Sevilla con sus propios ojos no sabe dónde mirar o con qué escena quedarse, si con un mar de tópicos del sur volcados en los ajimeces de la Giralda, con un toque de guitarra retumbando en un callejón estrecho de la judería o con una frontera entre dos mundos en mitad del puente de Triana. Si de Toledo dicen que fue la ciudad de las tres culturas, de Sevilla habría que añadirle una cuarta, la del arte impregnado de alegría, la de la música y el vocerío a deshoras y, en definitiva, la cultura de vivir la vida como si fuera cada día el último.

Giralda de Sevilla

Me entusiasma Sevilla. Me temo que no soy sospechoso de lo contrario. Para compartir una de mis pasiones con otros viajeros he preparado una guía rápida para primerizos con lo mejor que ver y hacer en Sevilla en una escapada de un par de días. Se trata de una suma de lugares y momentos dignos de vivir en la capital andaluza. Volver ya será otra historia porque la vieja Híspalis nunca se termina de conocer nunca…  Leer artículo completo ➜

Combarro, el pueblo marinero con más hórreos de Galicia

No soy objetivo ni con Galicia ni con mi pasión desenfrenada por las Rías Baixas a las que regreso, al menos, una vez al año desde la niñez. Ahora que he formado mi propia familia y me toca ejercer de pater cicerone por esos rincones cargados de encanto que abundan en la zona, existe un lugar por el que tengo absoluta predilección y que no puede faltar bajo ningún concepto dentro de la ruta que hagamos. Y ese es Combarro. La razón para rendirle una visita es manifiesta. Probablemente se trate del pueblo costero más bonito de Galicia. Imaginad, una aldea marinera con estrechas calles de granito que se suceden paralela y perpendicularmente a la ría de Pontevedra. Poseedor de varias decenas de hórreos, muchos de ellos tan próximos al agua que sus pilares llegan a verse inundados con la llegada de la marea alta. A través de los espigados cruceiros de piedra se van orientando los paseantes que acuden a este lugar donde no faltan las leyendas de meigas y que huele a crema de orujo, cáscara de mejillón, pulpo a feira y buen albariño.

Hórreos en Combarro (¿Qué ver y hacer en Combarro?)

Si bien hablamos de un pueblo pequeño, con un casco viejo compacto e ideal para visitar pie, unas horas dan bastante de sí. Y no por lo poco o mucho que ver en Combarro sino por todo lo que se puede sentir en un destino familiar, amable, acogedor y repleto de rincones de una fotogenia increíble.  Leer artículo completo ➜

Mota del Cuervo, molinos quijotescos en el balcón de La Mancha

Cuando los viejos molinos de viento de Mota del Cuervo mueven sus aspas, lo hacen mirando al dilatado horizonte de la llanura manchega. No por nada le llaman el balcón de La Mancha a este singular tesoro conquense situado a escasos kilómetros de Belmonte y su prodigioso castillo medieval. Un escenario que representa como pocos el ideario de paisajes y pueblos cervantinos los cuales no cabe duda hubieran podido inspirar al mayor genio de las letras españolas. Desde la plaza y sus callejones, entre alfarerías y escudos blasonados que adornan con señorío las sobrias fachadas de este pueblo, es posible imaginar a Don Quijote galopando para cercenar la vida de aquellos a quienes creía malvados gigantes. Son cosas de la literatura. Y de un lugar de La Mancha llamado Mota del Cuervo.

Molino de viento en Mota del Cuervo (Guía para una escapada con los lugares imprescindibles que ver en Mota del Cuervo)

Los molinos de viento, la casa de la Tercia, el barrio de las cantarerías, un interesante museo de alfarería y una laguna de agua salada en las proximidades que atrae a flamencos y otras aves acuáticas son algunas de las cosas que ver en Mota del Cuervo durante una visita a la localidad más quijotesca de la provincia de Cuenca.  Leer artículo completo ➜

Lugares imprescindibles que ver en Český Krumlov, la joya checa más bella

Olvídate de lo que te cuenten de Český Krumlov, porque nunca hará justicia a lo que puedas ver con tus propios ojos. No existen halagos, prosa o poesía capaz de expresar la realidad de la ciudad más bonita de República Checa, con perdón a Praga, Olomouc y las demás. Su entramado de callejuelas medievales con vestidos renacentistas y caretas barrocas lograrán engatusarte mucho más mucho más que las palabras o las imágenes con que se adjetive de una forma u otra a la joya de Bohemia del Sur. Un río que pasa por la ciudad tres veces, un castillo inmenso y numerosos rincones que esconden el encanto de los libros de fantasía de toda la vida soplan todos juntos sobre los ojos de esos viajeros que no se emocionan con cualquier cosa y aquí no pueden evitar suspirar de incredulidad. Así es Český Krumlov, un viaje en el tiempo que resultaba estar esperándonos toda la vida.

Cesky Krumlov (Bohemia del Sur, República Checa) - ¿Qué ver en Cesky Krumlov?

Como el buen cristal de Bohemia, esta ciudad de cuento merece todo el mimo posible para disfrutarla al trasluz. Para no perder comba sobre lo que se trató de nuestra primera mirada a la ciudad me he propuesto plantear 10 cosas que ver en Český Krumlov (así como actividades esenciales para hacer), la razón más contundente de por qué República Checa es mucho más que Praga. Leer artículo completo ➜

Las experiencias y viajes más asombrosos donde ver animales salvajes en libertad

Algunas de las sensaciones y emociones más bellas en el mundo de los viajes pasa por poder observar una escena de fauna en su hábitat natural. Esos instantes en que eres testigo en vivo y en directo de algo que durante años habías estado presenciando en documentales bajo el filtro de una pantalla justifican por completo todo el esfuerzo requerido para llegar hasta ellos. La primera vez que se escucha rugir un león en la sabana africana nunca se olvida. O contemplar a un oso pardo cazar salmones en un río de Alaska. Y qué decir de los osos polares y las morsas en los hielos del Ártico o cuando se busca la mirada de un jaguar oculta bajo el espesor de la selva y eres plenamente consciente de que cuando te adentras en su territorio, él en realidad te está mirando a ti. Así es, ver animales salvajes deslizarse con sigilo en sus propios dominios te permite percibir tu propia insignificancia ante la naturaleza que nos rodea y, a su vez, desear con mayor firmeza un planeta donde la mayor justicia sería dejar que todo siguiera su curso.

Sele fotografiando una tortuga gigante de Galápagos

Hay algunos viajes o destinos en el mundo donde eres tú quien realiza tu propio documental de fauna. ¿Cuáles son las mejores experiencias o esos encuentros únicos donde ver animales salvajes en libertad? A continuación te propongo un rastreo o safari a través las aventuras más asombrosas donde el mundo, bajo el amparo de la Madre Naturaleza, se encarga de mostrar increíbles escenas, no siempre hermosas, de la vida animal.  Leer artículo completo ➜

Consejos para preparar una vuelta al mundo (Viajes de larga duración y sin billete de vuelta)

Hay un deseo recurrente en el baúl de sueños de quienes tienen a viajar entre sus romances más idealizados y placenteros. Se trata de poder hacer un viaje de larga duración, sin billete de regreso o, al menos, con una fecha de retorno bastante lejana. Dar la vuelta al mundo o plantearse una ruta muy prolongada en el tiempo requiere de una planificación con cierto sosiego para marcharse con las ideas claras y, sobre todo, con un horizonte despejado. Sabiendo qué es lo que queda atrás y cuánto aguarda por delante. Aunque cierto es que quienes hemos tenido la suerte de vivir una circunstancia de este tipo hemos experimentado que lo más difícil de todo el proceso, sin lugar a dudas, pasa por tomar la decisión y marcar una fecha concreta de partida. Pero, a partir de ese instante está en camino una de las mayores aventuras de nuestra vida.

Sele en Machu Picchu (Perú). Guía para preparar una vuelta al mundo o un viaje de larga duración

Hace algunos años pude cumplir el sueño de viajar sin prisas en un viaje con sólo billete de ida, en concreto al continente americano. Fueron meses apasionantes de aprendizaje y múltiples vivencias de los que sólo guardo buenos recuerdos. Gracias a lo cual hoy me gustaría compartir unos cuantos consejos para preparar una vuelta al mundo o cualquier viaje de larga duración, así como comentar determinados momentos y dudas razonables que surgirán en este largo camino.  Leer artículo completo ➜