10 ingredientes para hacer turismo rural del bueno en Navaluenga

Hubo un tiempo en el que en España se asoció el concepto de turismo rural a dormir en el pajar cochambroso que la tía Paquita tenía en el pueblo. Se estaban dando los primeros pasos (a ciegas) y han hecho falta años y destreza para equilibrar este tipo de experiencias turísticas que no tienen que reñir con la calidad y confortabilidad de sus posibles usuarios. Recientemente pudimos practicar turismo rural del bueno pasando un fin de semana extraordinario en Navaluenga, un pequeño pueblo abulense situado en la comarca del río Alberche y en lo que se consideran ya estribaciones de la Sierra de Gredos. En una casa rural gigantesca de la localidad comparitmos chimenea, caminatas, fotografías y juegos con otros bloggers de viajes a los que nos une una buena amistad y ganas de vivir grandes momentos.

Otoño en Navaluenga

Vista (y vivida) la experiencia os voy a dar los 10 ingredientes necesarios para disfrutar de la mejor escapada rural en Navaluenga en el que no importará si llueve, truena o nieva. Leer artículo completo ➜

Las Tertulias viajeras toman el puente aéreo: ¡Ahora también estamos en Barcelona!

Uno de los proyectos más bonitos y gratificantes en los que me he embarcado nunca lleva el nombre de Tertulias viajeras, una especie de punto de encuentro de viajeros en los que charlar sobre experiencias, aventuras y lugares asombrosos. Hace ya meses, en febrero, comenzamos a reunirnos en Madrid «por el mero placer de hablar de viajes». Primero en un hostel y después en la sede actual de National Geographic Store, ha venido involucrándose una nutrida comunidad viajera que busca inspirarse, compartir y conocer a otros apasionados del mapamundi. Hoy puedo anunciar con mucha emoción que estas tertulias van a hacer el puente aéreo y las organizaremos también mensualmente en Barcelona, una de las ciudades con más viajeros por metro cuadrado que conozco.

El Colón de Barcelona

Me ilusiona ver que la fuerza de la gente ha hecho que esto fuera posible, así que ya que estamos de anuncio os adelanto dónde, cuándo y de qué versará la primera edición de las Tertulias viajeras en Barcelona, a la que podéis iros apuntando desde ya. Leer artículo completo ➜

Saboreando Gijón en 48 horas y 12 imágenes

De los muchos pecados y faltas que tengo en mi vida uno los que más me pesaba era no haber estado en Asturias. Y hablo en pasado porque hace algunas semanas tuve la ocasión de enmendar semejante error pasando un fin de semana estupendo en la ciudad de Gijón. Junto a otros amigos blogueros traté de aprovechar al máximo el tiempo y sacar partido a muchas de las opciones que ofrece este balcón asturiano que se asoma al Mar Cantábrico. ¿Queréis que saboreemos juntos Gijón en 48 horas y 12 imágenes? Porque hubo mucho que ver y mucho qué hacer, pero, sobre todo, mucho hueco para la sorpresa y darme cuenta de que gran parte de su valor, su gran secreto, está en la forma de ser de su gente.

Cartel de Gijón en el puerto

Gijón me ayudó a escribir una primera vez en Asturias que reconozco estaba deseando que llegara. Otra cosa no, pero me abrió el apetito a seguir recorriendo esta tierra paso a paso, culín de sidra a culín de sidra. Leer artículo completo ➜

72 horas en El Puerto de Santa María

El cielo de Andalucía desprende una luz que no ciega, sino que sonríe. Sobre los edificios blancos, ocasionalmente mezclados con tonos que imitan el albero de una plaza de toros, se reflejan mil y una historias que merecen ser contadas. Y el mar resplandece en cada ola que llega a El Puerto… a ese apéndice con acento que se resigna a soltarse de la mano de su hermano americano. Durante los días que formaron parte de un viaje a El Puerto de Santa María, en la provincia de Cádiz, viví la pasión en cada calle, en cada conversación y en las aguas de una Bahía que aún se abraza con el Nuevo Mundo.

Vistas de El Puerto de Santa María desde la torre del homenaje del castillo de San Marcos

El aroma de un buen vino de Jerez revolotea por mi mesa… Y en mi mente se suceden los recuerdos de 72 horas únicas en El Puerto. Leer artículo completo ➜

El placer de mirar a la naturaleza directamente a los ojos

Una de las mayores satisfacciones que encuentro viajando tiene que ver con esos momentos en los que logro escuchar a la naturaleza de forma nítida, como si estuviese hablando conmigo. Ya sea atravesando senderos en una selva cualquiera, respirando el aroma de la montaña o abriendo los ojos debajo del agua creo sentir el contacto con la base de todo lo que sustenta nuestra vida y nuestro mundo. Mirando a los ojos a un leopardo, un orangután o un enorme tiburón ballena he creído romper los relojes que han marcado todos los días cumplidos, y he alcanzado la verdadera lucidez. Cuento con infinidad de imágenes congeladas que me hacen hervir la sangre cada vez que me asomo a las noticias que demuestran que el ser humano sufre de una ceguera innata que le hace dar la espalda a lo que siempre ha sido y siempre será. Son muchos ciegos de sentido común y responsabilidad quienes arrancan las raíces de un planeta que, aunque no lo creamos a veces, tiene sus límites.

Hipopótamo en el Río Chobe (Botswana)

Cuando he tenido el placer de mirar a la naturaleza directamente a los ojos me he dado cuenta de que no hay nada más hermoso que entender ese lenguaje y esa conexión que tenemos con ella y sin la cual nada tendría sentido. Leer artículo completo ➜

Una visita a la necrópolis vaccea de Pintia

Se sabe que los vacceos, pueblo prerromano que vivió en la Meseta norte, incineraban a sus muertos y enterraban sus huesos y cenizas en vasijas junto a objetos que tenían que ver con la vida de cada uno de ellos. Los guerreros muertos en combate requerían de otro ritual consistente en ser descarnados por buitres quienes les hacían subir a los cielos. Estas son cosas que nos cuenta la Arqueología y que tuve la ocasión de aprender de la mano de grandísimos profesionales realizando una ruta por yacimientos milenarios de la provincia de Valladolid. Y es que junto a arqueólogos expertos en cultura vaccea descubrí un lugar que sin ellos jamás hubiese encontrado, Pintia. Uno de esos rincones no demasiado conocidos por el público viajero con una energía especial incapaz de defraudar a nadie que se declare un verdadero apasionado de la Historia.

Necrópolis vaccea de Pintia, en Padilla de Duero, justo al lado de Peñafiel

A cuatro kilómetros de Peñafiel, junto a la población de Padilla de Duero, se ha constatado la existencia de una ciudad en la que vivieron los vacceos que resistieron a Roma hasta la extenuación y que durante siglos fue olvidada. En los campos de cereal y viñedos de esa despensa llamada Castilla se han encontrado restos arqueológicos de gran valor, aunque es la Necrópolis de las Ruedas la verdadera joya de Pintia y con la cual se están descifrando muchos secretos en torno a cómo era este pueblo celtíbero que puso de los nervios a más de un Emperador romano. Leer artículo completo ➜

¿Te cuento un secreto? Domingo García, Paleolítico donde no lo esperas…

No hace mucho estuvimos charlando en una de las ediciones de las Tertulias viajeras sobre ese tipo de lugares de los que nadie o casi nadie habla, que no tienen espacio suficiente en guías de viaje y que cuando uno tiene la ocasión de descubrirlos, a veces por azar, la sorpresa se viste de encantamiento. Son lugares sin focos ni literatura, sin repetidos epítetos, y que nos apropiamos como nuestros propios tesoros, nuestra Arca de la alianza. Hace varias semanas, durante una escapada por la campiña segoviana, llegamos a un lugar del que nunca habíamos escuchado nada. En el cerro de San Isidro, un paraje típicamente castellano próximo al pequeño pueblo de Domingo García, hay un conjunto excepcional de arte rupestre que nos dejó con la boca abierta. En pleno campo, en mitad de la nada, unas rocas tenían grabadas escenas procedentes del Paleolítico. A la vista de todos hay petroglifos profusamente piqueteados por artistas anónimos que inmortalizaron figuras humanas y animales. Muy a pesar de los actos vandálicos propios de la estupidez y la ignorancia, sobreviven milagrosamente estos grabados tan viejos como la propia Historia.

Petroglifo de Domingo Gargía (Segovia)

¿Por qué se encuentra precisamente allí, en un entorno totalmente descontextualizado, semejante colección paleolítica? ¿Cómo nadie se ocupa de proteger los dibujos? Os revelo un secreto de un lugar que jamás me esperé encontrar… Leer artículo completo ➜

III Edición de las Tertulias viajeras: Trucos para viajar barato

Un mes más, las Tertulias viajeras  se presentan en nuestro rincón de la Calle Sagasta número 22 (U Hostels) con objeto de reunirnos con el mejor pretexto posible, hablar de viajes. El éxito de los precedentes augura un ambiente fantástico en el que todos y cada uno de los asistentes se sentirán los protagonistas. Este miércoles 17 de abril a las 19:00 horas trataremos un tema que viene que ni pintado en esta época que vivimos y que muchos nos han pedido especialmente: Trucos para viajar barato. Existen muchas posibilidades y experiencias en torno a que se puede viajar, y bien, aprovechando al máximo los recursos. Basta con tener voluntad y conocer las herramientas más útiles para darnos cuenta de que sí se puede recorrer el mundo con menos dinero del que pensamos.

Foto de la II Edición de las Tertulias viajeras de U Hostels
En la última edición de Tertulias viajeras en U Hostels no cabía un alfiler. ¡Apúntate a la tercera!

¿Cómo se consiguen esos vuelos tan económicos que vemos a veces? ¿Se puede dormir gratis en los destinos? ¿Y cómo movernos de un sitio a otro sin que tengamos que vender un riñón? Preguntas con respuesta y experiencias concretas que nos ayuden a todos un poco a realizar de forma más barata lo que no queremos que nos quite la crisis. Leer artículo completo ➜

Saboreando Valladolid en un viaje a través del vino

Recientemente hemos podido disfrutar de una interesantísima ruta por la provincia de Valladolid a partir de la cultura del vino. El enoturismo es hoy en día otra forma de entender un viaje, en el que interviene el paladar y los aromas para aprender a saborear uno de los elementos más característicos y valorados en la gastronomía. Recorrer bodegas y catar buenos vinos es una posibilidad estupenda que nos acerca al corazón de la tierra que recorremos, en este caso Valladolid y sus denominaciones de origen. De las cinco que tienen presencia en la provincia, nos colamos entre viñedos y barricas de tres de ellas, Ribera del Duero, Rueda y Cigales. Allí nos sumergimos en el apasionante mundo del vino, afinando nuestros sentidos y entrando de lleno en una cultura sin la cual se podría entender esta tierra.

Imagen de un vino tinto con los viñedos de fondo (Valladolid)

Si me acompañáis en esta ruta del vino por Valladolid me comprometo a mostraros y recomendaros un viaje por bodegas, vinotecas y viñas que me encantó conocer en persona. Leer artículo completo ➜

II Edición de las Tertulias viajeras: El mundo a través de tus fotos

Ya están aquí de nuevo las Tertulias viajeras, ese proyecto de reunión y debate que montamos en Madrid para hablar de lo que más nos apasiona. Mañana martes en U Hostels (C/Sagasta 22) a las siete de la tarde trataremos el tema de la Fotografía de viajes. El título lo dice todo «El mundo a través de tus fotos», y es que no sólo fotógrafos de viajes de la talla de Ignacio Izquierdo, Jesús Pérez Pacheco, José Lourido y Luis Rodríguez nos mostrarán sus trucos y su experiencia sino también los asistentes al encuentro. Desde hace ya un par de semanas la gente nos ha ido enviando su foto… su pequeña joyita tomada en alguno de sus viajes. De todas ellas haremos una selección y tendrán que salir sus autores a explicarlas cuando las vean en la pantalla. Nada más y nada menos.

Cartel de la segunda edición de Tertulias viajeras (El mundo a través de tus fotos)

En esta ocasión la vuelta al mundo la vamos a dar a través… de tus fotos. ¿Te quieres venir? Leer artículo completo ➜

Barcelona en helicóptero: La ciudad condal desde el aire

De las más de diez veces que he podido recorrer Barcelona a lo largo de mi vida ninguna estuvo como la última. Fue desde el aire, desde la pequeñez de un helicóptero, la ocasión en que pude ser testigo de una gran ciudad convertida en una maqueta que quedaba a la vista a saber a cuántos metros de altitud. Volar sobre Barcelona en helicóptero fue una experiencia inolvidable, concentrada en apenas 10 minutos en los que dejamos a nuestros pies los principales lugares de la ciudad condal. Esta disección aérea en la que participé con mis amigos blogueros de la #Catalunyaexperience me sirvió para conocer un poco mejor esa urbe que se extiende como una alfombra de edificios, callejuelas, ramblas y jardines desde las montañas hasta las playas del Mediterráneo.

Imagen de Barcelona desde el aire (helicóptero por Barcelona)

Aquel vuelo me permitió tener a Barcelona en la palma de mi mano. Las Ramblas, la Sagrada Familia, la Montaña Mágica, Barceloneta, el Puerto, el Ensanche, incluso el Camp Nou que desde arriba se veía del tamaño de una caja de cerillas. Un vuelo diferente, intenso y muy pero que muy divertido. Leer artículo completo ➜